-
-
1.488 m
1.299 m
0
1,6
3,2
6,44 km

Vista 1553 veces, descargada 80 veces

cerca de Santa María de El Paular, Madrid (España)

Esta es la típica marcha para realizar en una mañana e irse luego a comer a Rascafría, a menos que se opte por llevar viandas varias y degustarlas a la orilla del arroyo de la Umbría. Es corta pero intensa si se ve al arroyo en pleno deshielo, resultando un señor río con una sucesión de cascadas a cual más bonita. Parece mentira lo que puede cambiar su cauce de una época del año a otra.

Salimos del aparcamiento del Mirador de Los Robledos y nos echamos a andar por la pista que, alejándose de la carretera, nos lleva al interior de los pinares. Al cabo de un kilómetro y medio y en descenso, la pista presenta una bifurcación: a la derecha nos lleva a El Paular y a la izquierda, por el GR-10, nos lleva a la Sillada de Garcisancho. No tomamos ninguna de las dos sino que remontamos el Arroyo de la Umbría que se despeña por debajo de un puentecito. El ensordecedor ruido de su curso llevaba oyéndose desde bastante antes de llegar y ya avisaba de lo que nos íbamos a encontrar; nosotros optamos por remontarlo por el lado izquierdo (en el sentido de la corriente) pero supongo que tanto da empezar por el otro. El camino a seguir es a veces el evidente y otras muchas más a la buena de Dios, remontando la ribera cuando no se puede seguir por la orilla y volviendo a bajar cuando se pueda y quiera. En algunos tramos, al tener que subir, nos damos de bruces con el GR-10 que corre paralelo al río, pero nosotros queríamos disfrutar de las cascadas y de la impetuosa corriente, volviendo a bajar al cauce.

Por lo dicho, el track que os dejo no es más que orientativo, así como el punto por donde pudimos vadear para pasar a la otra orilla y comenzar una pequeña pero fatigosa subida hasta el otro lado donde ya cogimos la pista que nos dejó, todo en bajada, de nuevo en Los Robledos.

Es la ruta típica para ir con niños con las debidas precauciones. No es nada del otro mundo por longitud, pero acabas molido después de tanto remontar y bajar. Apunto aquí que para encontrar un sitio por donde vadear el arroyo con ciertas garantías de no partirse la crisma y/o darse un baño, tuvimos que recorrer bastantes metros río arriba.

Las vistas del valle, sobre todo a la vuelta, son de postal, más si, como en este caso, el día era soleado, casi con calor y con abundante nieve en las cumbres. Eso sí, hacerla con la tierra seca.

Que la disfrutéis.

4 comentarios

  • Foto de Ali Mon

    Ali Mon 10-abr-2014

    Precioso recorrido.

  • Foto de Crestas Blancas

    Crestas Blancas 11-abr-2014

    Gracias por el comentario. Me alegro de que lo hayas disfrutado.

    Un saludo

  • Foto de vincze

    vincze 04-nov-2018

    He realizado esta ruta  verificado  ver detalle

    Buena y preciosa, pero con cuesta y a ratos difícil de seguir con niños

  • Foto de Crestas Blancas

    Crestas Blancas 04-nov-2018

    Si, claro, el tema de los niños es algo en lo que siempre me da reparos aconsejar, ya que varía mucho la dificultad según su edad, energías, etc. Supongo que el río llevaría bastante agua.

    Un saludo

Si quieres, puedes o esta ruta