Tiempo en movimiento  3 horas 3 minutos

Tiempo  7 horas 5 minutos

Coordenadas 5509

Fecha de subida 9 de septiembre de 2019

Fecha de realización septiembre 2019

  • Valoración

     
  • Información

     
  • Fácil de seguir

     
  • Entorno

     
-
-
351 m
1 m
0
9,9
20
39,68 km

Vista 327 veces, descargada 3 veces

cerca de Ategorrieta, País Vasco (España)

El final de la etapa anterior por el Parque Natural Aiako Harria ascendía por pista cementada que pasaba por el caserío Sarobe y terminaba en un punto de la carretera del Castillo del Inglés, cercano al bar Pikoketa.
Tras la lectura de la historia del papel que jugó la familia Iriarte Berasategui del caserío Sarobe en “la red Comète de evacuación de los aviadores aliados de la II Guerra Mundial hacia la libertad”, me pareció interesante acercarme al referido caserío para conocer detalles de primera mano de su propietario.
Asimismo quería ver las condiciones de la pista que conecta esta zona con las minas de Arditurri.
Así que con este doble objetivo me acerqué en solitario al caserío Sarobe, en el que tuve la suerte de encontrarme con su propietario Paco, persona de 83 años, conversador muy afable, por entonces un chaval de 6-7 años, que siendo 7 hermanos de un caserío de Oiartzun, le trajeron de pequeño a este caserío para echar una mano a su tío soltero Francisco.
Paco me contó historias muy interesantes y entrañables del caserío “Sarobe” donde su familia acogía clandestinamente a los aviadores aliados donde tras reponer fuerzas continuaban el resto de la travesía, bajando al barrio de Alcíbar donde con el apoyo y colaboración de otras familias seguían camino a Rentería, donde cogian el tren que les conducía a San Sebastián, ciudad en la que se consideraban ya a salvo.
Paco me permitió tomar imágenes de fotografías de los aviadores a los que la familia dio alojamiento y que luego le han visitado, detalles regalo de su agradecimiento, así como de su propia familia, que forman parte del reportaje fotográfico.
Me despido de Paco, una buena persona, al que estoy muy agradecido por su generosa hospitalidad y trato agradable al que escuché atentamente sus historias.
Luego seguí pedaleando en búsqueda de la pista al poblado de Arditurri, ciclable afortunadamente, por la que desciendo para después por bidegorri regresar a Donosti.
La historia detallada de la evacuación de los aviadores aliados la encontramos en el libro “Camino a la Libertad. La red de evasión Comète y la frontera vasca durante la II Guerra Mundial”, de Jiménez De Aberásturi Corta, Juan Carlos. 21/06/2019.
A continuación un extracto del libro publicado por su autor en la prensa.
Después del comienzo de la II guerra mundial, la ofensiva nazi de mayo de 1940 hizo que un grupo de belgas llegase a Anglet, entre ellos el matrimonio De Greef con sus hijos, Freddy y Janine. Poco después sería derrotada Francia y gran parte de Europa quedaría bajo el dominio nazi. En Bruselas, ya ocupada por los alemanes, una joven de 24 años Andrée De Jongh conocida como “Dedée”, entra a formar parte de los primeros círculos de la Resistencia en los que conoce al ingeniero Arnold Deppé. Se trata de organizar la evacuación hacia el campo aliado de los soldados británicos que han quedado atrapados en territorio ocupado. Ambos organizan un viaje al País Vasco fronterizo donde Deppé ha trabajado antes de la guerra. Aquí pronto echan las bases de los primeros contactos –con los De Greef en Anglet– que permitirán organizar una red de evacuación hacia la España franquista donde, a pesar de las simpatías pro-Eje del dictador, las embajadas aliadas –Gran Bretaña y Estados Unidos fundamentalmente– velan por los intereses del campo aliado. Enseguida “Dedée” entrará en contacto con los británicos a través del Consulado de Bilbao y, a partir del verano de 1941, organiza con la ayuda de los De Greef, el sector Sur o vasco de la red “Comète”. Cuenta con la colaboración y apoyo de Bernardo Aracama que regenta un garaje en la calle Aguirre Miramón de San Sebastián quien le presenta a algunos contrabandistas y entre ellos a Florentino Goikoetxea, del caserío Altzueta de Hernani que vive refugiado en Francia y que se irá finalmente en el guía de confianza de la organización. Tras el comienzo de los bombardeos aliados contra Alemania y la Europa ocupada la red, en contacto con las embajadas aliadas en Madrid, se dedica ya de manera permanente y exclusiva a la evacuación de los aviadores aliados que son derribados en el transcurso de sus incursiones contra el enemigo. Una vez que “Comète” les hace llegar desde sus puntos de recogida en Bélgica, Holanda o norte de Francia, tras un largo, peligroso y complicado recorrido, a San Juan de Luz, comienza la última etapa del viaje que les conduce hacia la libertad. Se trata de atravesar el Bidasoa, penetrar en la España franquista donde les esperan ya los servicios aliados y con su ayuda llegar a Gibraltar desde donde pueden ya encaminarse con seguridad a sus bases en Gran Bretaña para incorporarse de nuevo al combate.
Una vez que los aviadores han llegado hasta San Juan de Luz, son concentrados en Ciboure, en casa de Kattalin Aguirre. Desde allí, de noche, marchan a Urrugne, al caserío «Bidegain-Berri», donde Frantxia Usandizaga y el refugiado vasco de Hernani, Juan Larburu les acogen mientras se preparan para el paso. De aquí, encabezados por Florentino y con «Dedée» cerrando la fila, se dirigen, de noche, hacia el Bidasoa al que llegan después de unas cuatro horas de marcha. Atraviesan el río, unos detrás de otros, a la altura de «San Miguel», la antigua estación del ferrocarril del Bidasoa, que todavía hoy en día puede verse antes de llegar a Endarlaza (a la izquierda de la carretera viniendo de Irún, aproximadamente en el km. 83 de la N 121 de Irún a Pamplona) y, una vez allí, suben rápidamente en dirección a Oiartzun, hacia Pagogaña y Erlaitz, adonde llegan generalmente extenuados. La siguiente etapa es el caserío “Sarobe” donde la familia Iriarte Berasategui les acoge mientras descansan para emprender el resto de la travesía, bajar al barrio de Alcibar donde cuentan con el apoyo y colaboración de las familias Garayar y Arbide y llegar al pueblo de Oiartzun para seguir, desde allí, a Rentería donde cogerán el tren que les conducirá a San Sebastián. Aquí, en casa de Aracama o después de su detención en la del matrimonio Armendariz, podrán considerarse ya a salvo. Bernardo se encargará de hacer los contactos con el vice-cónsul belga en San Sebastián, don Luis Lizarriturri o con los servicios aliados que desde Madrid vendrán a recoger a los fugitivos ya a salvo.
Durante su historia la red Comète en el País Vasco sufrirá varios golpes y nazis y franquistas intentarán acabar con ella. El 15 de enero, a causa de una denuncia, caerá el refugio de “Bidegain-Berri”, en Urrugne, siendo detenidos Juan Larburu, Frantxia Usandizaga y la propia “Dedée”, que son deportados a Alemania. Tras la detención de «Dédée» fue su compañero Jean-François Nothomb, conocido por el seudónimo de «Franco», quien le sustituyó, buscando una ruta alternativa para establecer otros pasos, uno por Espelette y otro por Souraïde en dirección a Elizondo, con la colaboración de Jean Pierre Elhorga y Marthe Mendiara. (El Gobierno de Navarra acaba de publicar un mapa con este itinerario).
El hecho más luctuoso tendrá lugar la víspera de Navidad del año 1943. Florentino se encontraba enfermo con gripe y no pudo participar en el paso del Bidasoa organizado para ese día y mandó en su lugar a dos guías. El río venía bastante crecido. Al mando de la expedición iba Jean-François Nothomb «Franco» que sustituye a «Dédée» tras su detención. El grupo descubierto por la Guardia Civil fue tiroteado en la oscuridad. El piloto norteamericano John Burch y el miembro de la red «Comète» y responsable de la organización en Bélgica, Antoine d’Ursel, conocido con el seudónimo de «Jacques Cartier», murieron ahogados. El resto del grupo, a excepción de los dos guías y de J. F. Nothomb, fue detenido.
Otro episodio que se desarrolló a las orillas del Bidasoa tuvo lugar al final de la ocupación, cuando ya los aliados habían desembarcado en Normandía y estaban librando duros combates contra las fuerzas nazis. En julio de 1944 el paso de aviadores había terminado ya pues el frente de combate se encontraba en la misma Francia y los desplazamientos hasta San Juan de Luz resultaban imposibles. Florentino continuaba sin embargo cruzando la frontera, llevando el correo que los De Greef mandaban a los servicios británicos en San Sebastián. A la vuelta de uno de estos viajes, a finales de este mes, los alemanes, que han reforzado la vigilancia de la frontera, le sorprenden de noche cuando ya ha cruzado el Bidasoa y se encamina hacia Ciboure, y abren fuego de ametralladora contra él. Herido de cuatro balazos en la pierna, muslo y omoplato, Florentino cae a tierra. Logra esconder los documentos que trae pero es detenido y conducido por la Gestapo -que no logra arrancarle ninguna frase coherente- al Hospital de Bayona. Rápidamente los De Greef se movilizan y en colaboración con el grupo de Resistencia del Ayuntamiento de Anglet, logran montar un golpe de mano dirigido por dos jóvenes policías resistentes –Antoine Lopez y Jules Artola– que disfrazados de alemanes, le liberan y esconden en Biarritz hasta el momento de la Liberación un mes después.
En total fueron cerca de 800 los fugitivos del terror nazi –aviadores o resistentes– los que lograron escapar a la persecución nazi conducidos o ayudados por Comète. De ellos unos 300 fueron evacuados hacia Gibraltar por la frontera vasca. De 1.500 a 1.700 personas trabajaron en toda su extensión para la red “Comète”. 290 personas perdieron la vida, entre ellas 4 vascos: Frantxia Usandizaga, Juan Larburu, Alejandro Elizalde y Jean Edouard Dassié.
video travesía conmemorativa 2019 red Comèt.
Waypoint

Desvío pista caserío Sarobe

Waypoint

Caserío Sarobe

Waypoint

La activa Dedée de Bruselas

Organizadora de la red de evacuación de los aviadores aliados en el sector vasco.
Waypoint

Algunos de los aviadores que consiguieron la liberación. Y visita posterior con familiares.

Waypoint

Avión Harrier GR7, gorra militar y placa de agradecimiento de “Les amis de Comèt” a la familia Iriarte del caserío Sarobe.

Waypoint

Familia de Paco. El de la txapela Florentino Goikoetxea, mugalari importante de la red Comète.

Waypoint

Algunos detalles del caserío

Waypoint

Nota DV edición local. Los amigos de la familia Iriarte en el caserío Sarobe rinden homenaje a la red Comète.

Vigésima travesía organizada por Urdaburu en homenaje a la red clandestina Comète, a su paso por el caserío Sarobe el pasado 15 de septiembre.
Waypoint

Caserío Burkondo

Waypoint

Pista ciclable de descenso a Arditurri

Waypoint

Aiako Harria en el descenso.

Waypoint

Pista en peor estado

Waypoint

Llegando a Arditurri

Waypoint

Bidegorri de Arditurri

Waypoint

Albistur jatetxea, lugar de avituallamiento.

2 comentarios

  • mnarbona 20-oct-2019

    Interesante recorrido que te ha permitido hacernos vivir este episodio de la II G.M. Gracias.

  • Foto de csaizramos

    csaizramos 23-dic-2019

    Buenas explicaciones sobre la importancia de un lugar estratégico de la Historia

Si quieres, puedes o esta ruta