Tiempo  8 horas 53 minutos

Coordenadas 6838

Fecha de subida 15 de septiembre de 2015

Fecha de realización septiembre 2015

-
-
107 m
-13 m
0
23
46
91,32 km

Vista 779 veces, descargada 6 veces

cerca de Lietzow, Mecklenburg-Vorpommern (Deutschland)

Sin saber hacia dónde estaban las cosas bonitas de la isla, me dirigí hacia el norte, tratando de llegar a la costa. El camino, en primera instancia, discurre junto a una carretera que atraviesa la isla. Mientras se rueda junto a la carretera se tienen sólo lomas con pequeños conjuntos de árboles a los alrededores. En un momento sale un camino a mano izquierda que se dirige hacia una de las costas. Tomé el camino y luego volví a desviarme por un camino de tractores que lleva a un pequeño pueblo con calles de piedras redondas que te hacen saltar hasta cansar. Fue en ese lugar donde pasé por un sitio que tenía una planta de tratamiento de aguas o desechos de animales, lo que hacía que oliera muy muy mal. Siguiendo el camino, y aún sin ver mar, llegué a un pueblo un poco más grande que tiene una iglesia de ladrillos muy antigua, al parecer fue uno de los asentamientos en la época de la cristianización del norte. Seguí camino al norte pasando por más pueblos y praderas, hasta tomar un camino que conduce a un humedal junto al mar. Glove es un pueblo en una bahía con una bonita playa que posee múltiples refugios de mimbre. Pasee por la avenida marítima hasta llegar a una zona de venta de salchichas, café y sándwiches. Desde ahí cogí un camino junto a la carretera en dirección a una parte de Rügen que pareciera que fuera otra isla. El camino es muy bonito, entre un bosque de coníferas de troncos rojos que crecen en las dunas cubiertas de pastos y pequeños hongos. Lo siguiente en el camino es una nueva playa que luego se puede ver desde lo alto de un pequeño acantilado en uno de los extremos de la bahía donde se ubica la playa. Por el camino junto a los acantilados se llega a un pueblito pequero escondido a las faldas de un cerrito. En ese lugar venden sándwiches de pescado y toda clase de cosas con pescado. Ahí se pueden ver las pequeñas lanchas atracadas en la arena y el muelle de piedras que se interna en el mar. Lo siguiente que nos muestra el camino son unos faros en la parte más norteña de la isla. A los faros se puede subir, y en el complejo de edificaciones se encuentran también dos entradas a antiguos búnkeres no habilitados para el turismo. El camino, una vez alcanzada la parte norte, desciende hacia el sur por la orilla opuesta a por la que llegué. Es ese sector hay un viento fuertísimo, tan fuerte que los árboles crecen tumbados. El camino es muy solitario y a pesar del fuerte viento es muy bonito. Las playas que se extienden abajo de los barrancos son de arenas blancas con algunas rocas negras. El viento me cansó bastante y ya tenía ganas de comer. Los pequeños lugares sólo tenían sándwiches con pescado, un pescado que tiene hasta la piel. Llegué a otro pueblo con una antigua iglesia y un cementerio que se esparce a su alrededor. Luego de retomar el camino volví a pasar por el bosque de coníferas de troncos rojizos y luego doblé por un camino costero que me llevó nuevamente al camping. A orillas del camino, y al interior de un bosque, se encuentra un cementerio de los caídos en guerra, con placas sin nombre y una cruz de hierro.
Camping
Paseo marítimo
Iglesia de paradies
Bahía
Playa
Vista a la playa
Camino
Puerto pesquero
Restaurantes y cafes
Capilla
Búnker
Mirador
Algo gótico
Puertito
Cementerio de la guerra

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta