• Foto de TRANS ALGARVIANA: 5º Día: Currais - Barranco do Velho - Benafim
  • Foto de TRANS ALGARVIANA: 5º Día: Currais - Barranco do Velho - Benafim
  • Foto de TRANS ALGARVIANA: 5º Día: Currais - Barranco do Velho - Benafim

Dificultad técnica   Muy difícil

Coordenadas 1710

Fecha de subida 16 de octubre de 2013

Fecha de realización octubre 2013

-
-
506 m
168 m
0
12
24
48,98 km

Vista 995 veces, descargada 11 veces

cerca de Currais, Faro (Portugal)

28 -Septiembre - 2013

Nuria, Polo y Joshe

50 Kms


Recogimos la casa de Currais, como si nos fuésemos de viaje. A Polo le entró la vena de dejarlo más limpio que lo encontramos, ese trabajo fue fácil.

Como cada día cuesta "pa rriba , cuesta pa bajo, y así tol día".

Empezamos a ver claramente el desastre que ocasionó un incendio el año pasado.

Pasamos a otro valle. Sigue el bosque quemado.

El día gris, las piernas negras.

Ayer tuvimos algo de lluvia, hoy anunciaban más.
Ayer caía a ratos, sólo cuando estábamos secos.
Lo de hoy se confirma con el estómago lleno, (y a petición de Nuria, hay que decir que, de pollo con arroz, y como en todo el Algarve, cilantro para aburrir en la ensalada).

Bajo un techado de chapa muertos de frio, dudamos si quedarnos en el alojamiento del pueblo o seguir el camino. Hacemos lo segundo, ya empapados.

Subimos la cuesta más dura de todo lo que llevamos de camino.

Tenemos que echar pie a tierra, sin saber si es la bici la que nos empuja a nosotros hacia abajo.
Incluso empujando entre dos a una bici sola.

Llegamos a Barranco do Velho.

Y siguen las cuestas. Pensamos que quizá sea el recorrido más duro que hayamos pasado en bici con equipaje.

A una de nosotros, y no quiero decir quien, le empiezan a doler mucho las piernas. Al principio sólo molestia, después malestar. Lo último está por saber. Por caminos un poco más fáciles, tomando algun tramo de carretera.

Llega la hora de buscar sitio para dormir. Pasamos un pequeño pueblo, tan pequeño que no encontramos la salida del pueblo, se hace por camino y conecta a la carretera de abajo. La tomamos y llegamos a Benafim. A la derecha, según se entra en el pueblo,q junto al cementerio nos espera una casa donde tenemos que llamar a la puerta, más fuerte, abajo con ella. Nos encontramos un "poquillo de caca" pero nos vale, eso si, colocando la tienda dentro para estar más limpios. Eso después de cenar, allí mismo, mojandonos un poco de las gotas que caen de entre las grietas del techo.

Bueno, a pasar la noche. Y mañana más.

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta