• Foto de Cueva de Seso
  • Foto de Cueva de Seso
  • Foto de Cueva de Seso
  • Foto de Cueva de Seso
  • Foto de Cueva de Seso
  • Foto de Cueva de Seso

Tiempo  31 minutos

Coordenadas 120

Fecha de subida 4 de noviembre de 2018

Fecha de realización noviembre 2018

-
-
798 m
680 m
0
0,2
0,3
0,62 km

Vista 16 veces, descargada 1 veces

cerca de Silves, Aragón (España)

La cueva de Seso está situada cerca de Boltaña y, más concretamente, cerca de la población de Seso, dos casas sin habitar.
Desde Boltaña tomamos la carretera en dirección a Ordesa pero poco después tomamos otra carretera a la izquierda, la A-1604, que pasa un puente sobre el río Ara. Justo pasar el puente vemos a la derecha el inicio de una pista con un rústico cartel que indica la dirección de Seso. La pista está en buen estado y la seguimos poco más de un km. Cuando ya vemos muy cerca las casas de Seso encontramos a la derecha una caseta (parece ser un transformador eléctrico) y una barrera en la pista. Dejamos el coche junto a la caseta (no pasar la barrera aunque esté abierta porque a veces la cierran con llave y no podríamos salir.
Desde la caseta (inicio del track) seguimos caminando por la pista unos 50 metros hasta la primera curva, donde la pista cruza un pequeño torrente seco. Dejamos la pista y empezamos a subir paralelamente al torrente, dejándolo a nuestra izquierda. Al principio el camino es algo confuso pero pronto encontraremos marcas de pintura roja (hay dos trazados diferentes pero convergentes) y un sendero que ya no dejaremos. Subimos por ese sendero alejándonos un poco del torrente pero teniéndolo siempre a la vista bien cerca.
Más arriba el camino es más evidente (los dos caminos se unen) y las marcas de pintura nos llevan a la boca de la cueva, que se abre a ras de suelo en una pequeña zona rocosa.
La cueva es fácil pero húmeda y con lodo por lo que seguro que nos mancharemos de barro. Empezamos bajando por unas rampas hasta la primera sala. Hay bonitas formaciones por todas partes. A partir de aquí la cueva, siempre en la misma dirección, sube ligeramente hasta alcanzar la cota +65 sobre la boca. Casi todo el recorrido se hace andando, a veces agachados, y hay dos o tres pasos en los que tendremos que arrastrarnos o gatear pero la estrechez no es en absoluto agobiante.
El paso más estrecho es casi al final del recorrido, para entrar en la sala final donde hay un pequeño lago, más grande que los diversos gourgs que hemos ido encontrando a lo largo de nuestro recorrido subterráneo.
En resumen, se trata de una cueva de recorrido técnicamente fácil y con acceso muy fácil; una magnífica actividad que nos ofrece las bellezas subterráneas con poco esfuerzo y dificultad.

Aquí podéis ver un vídeo con escenas de esta ruta. Ha sido producido por Joan Guirao y publicado en su blog ( Muntanyes i paisatges):



Más información en mi blog: BLOG DE MUNTANYA

Ver más external

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta