Tiempo  9 horas 15 minutos

Coordenadas 4874

Fecha de subida 14 de septiembre de 2018

Fecha de realización agosto 2018

-
-
811 m
52 m
0
14
28
56,96 km

Vista 164 veces, descargada 5 veces

cerca de Oteitza, Navarra (España)

Los Pedales del Bidasoa (Bidasoako Pedaloak), es una ruta de la red Pedales del Mundo. Una iniciativa que lleva varios años aunando el ciclismo con el turismo. La organización se encarga de facilitar un track, el alojamiento y el transporte de los equipajes cada día. En esta, como en el resto de las rutas que he realizado, la organización ha sido impecable en todos los sentidos, y es una experiencia que aconsejo a cualquier amante de la bicicleta de montaña.
Pedales del Bidasoa, está articulada en torno al rio Bidasoa, en las provincias de Guipuzcoa y Navarra, y en la parte francesa. A nosotros nos salieron en total 205 Kms. y un desnivel acumulado que sobrepasa los 5.000 metros. El porcentaje de sendas y caminos es alto, y muy poco el de carretera. Un ciclista con una pericia media deberá empujar varias veces cada etapa la bicicleta, bien por la dificultad técnica o por el fuerte desnivel en algún caso. La belleza del entorno, la excelente gastronomía y la acogida que nos dispensarán en los distintos puntos está asegurada. En esta primera etapa incluyo un video de la totalidad de la ruta, elaborado por Pablo, el artista visual del grupo.
La primera etapa es la que une las localidades de Santesteban, en Navarra y Ainhoa en Francia. No existe un paso de frontera entre ambos países, sino que transitamos alguna vez entre los dos. Discurre gran parte por bosque, atravesando pequeñas localidades y con el aliciente de visitar las Cuevas de Zugarramurdi.
Nada más salir de Santesteban, nos adentramos por un carril bici, paralelo al Rio Baztan, en el valle del mismo nombre. Una auténtica delicia, en llano que nos introduce en un los bosques que nos acompañarán todo el día. Atravesamos el Señorío de Bertiz, con sus bosques y jardines espectaculares. Una fuerte subida y el descenso a Urdax, siempre entre bosques, marcarán la parte central de la jornada. En este pueblo habremos de ver el canal harinero que se encuentra en la entrada, y pasar el primer control en el Restaurante Montxo. Al poco nos encontramos uno de los dos árboles significativos que nos encontraremos. Se trata de un roble milenario. Más adelante nos encontraremos con el otro: con forma de gigante y sus brazos extendidos, como para advertirnos sobre algún peligro del bosque en que nos adentramos. Sin duda, en épocas anteriores, daría lugar a leyendas transmitidas entre generaciones. Llegamos a las Cuevas de Zugarramurdi, que visitaremos, donde se celebraron aquelarres en su día, que dieron lugar a Autos de Fe.
No existe una división clara de la frontera entre España y Francia. Sin embargo, rodaremos por un camino que hace de línea divisoria. El fin de la etapa se situa en el pueblo de Ainhoa, “uno de los pueblos más bonitos de Francia”, según la guía que nos entrega la organización. Y lo cierto es que sus antiguas casas parecen recién pintadas y dispuestas para pasar revista., y conserva todo el encanto medieval.
Desandamos un tramo, y llegamos a Dantxarinea, el final de nuestra etapa. La mitad del pueblo en territorio francés.
IBP: 105
Tiempo total: 9:15:37 h
Tiempo en movimiento: 5:52:30 h
Tiempo parado: 3:23:07 h
Velocidad media total: 6.06 Km/h
Velocidad media en movimiento: 9.55 Km/h
A la salida tomamos un carril bici, que nos adentra directamente en el bosque
Primera localidad que atravesamos. Yo nos sumergimos en el país vasco con el tistu y el tamboril.
Pasamos junto a un puente románico de Reparacea. Cruzándolo llegamos a un palacio de origen medieval, reedificado en el s. XVIII. Su fachada es típica del Bidasoa, con balcones corridos y torres a ambos lados.
El Señorío de Bertiz es un Parque Natural perteneciente al Gobierno de Navarra. Aunque sus orígenes se encuentra en el siglo XIV, su último propietario D. Pedro Ciga lo donó a Navarra. Cuenta con un importante Hayedo y un jardín con más de cien años de antigüedad. En estos valles y bosques, vivian las sirenas protectoras, llamadas lamias, que incluso entran en los escudos del Señorío y del Valle.
Primera fuente que encontramos tras la salida.
Pondremos el Sello. Antiguo pueblo con casas blasonadas, destaca por un canal en el centro del pueblo enfocado a un antiguo molino harinero. Cerca pueden visitarse las Cuevas de Ikaburu
Este gigantesco roble, superviviente en la historia, merece un alto en nuestro camino.
Este árbol pareciera un gigante con sus brazos abiertos cerrándonos el paso.
Fin de la primera etapa
Atravesamos este pueblo, desviándonos para visitar las cuevas, su principal aliciente.
Aquí podemos visitar las Cuevas en que las brujas celebraban sus aquelarres. La organización tiene el buen detalle de regalarnos las entradas, Su cavidad principal se llama la corriente del infierno. En 1610 la Inquisición procesó a cuarenta vecinas acusadas de ser brujas de Zugarramurdi y condenó a doce de ellas a morir en la hoguera (cinco de ellas en efigie por haber muerto con anterioridad). Las ejecuciones se basaron en la mayor parte de los casos en testimonios basados en supersticiones y envidias que eran poco o nada fiables. Julio Caro Baroja cita como párrafo interesante de dicho auto de fe el siguiente: "Las 18 personas restantes, fueron todas reconciliadas (por haber sido toda su vida de la secta de los brujos), buenas confidentes y que con lágrimas habían pedido misericordia, y que querían volverse a la fe de los cristianos. Leyéronse en su sentencia cosas tan horribles y espantosas cuales nunca se han visto: y fue tanto lo que hubo que relatar, que ocupó todo el día desde que amaneció hasta que llegó la noche, que los señores inquisidores fueron mandando cercenar muchas de las relaciones, porque se pudiesen acabar en aquel día. Con todas las dichas personas se usó de mucha misericordia, llevando consideración mucho más al arrepentimiento de sus culpas, que a la gravedad de sus delitos: y al tiempo en que comenzaron a confesar, agravándoles el castigo a los que confesaron más tarde, según la rebeldía que cada cual había tenido en sus confesiones"

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta