Tiempo  4 horas 42 minutos

Coordenadas 3132

Fecha de subida 17 de abril de 2016

Fecha de realización abril 2016

-
-
1.810 m
630 m
0
9,5
19
37,81 km

Vista 1146 veces, descargada 31 veces

cerca de Castril, Andalucía (España)

Hoy me desplazo hasta el Pueblo de Castril, con la intención de realizar una nueva ruta de expedición por esta incomparable sierra granadina, un buen madrugón precede como es normal, para aprovechar las primeras horas de la mañana.
Una vez en Castril quedo con mi buen amigo Paco, los únicos de nuestro grupo que hemos decidido aprovechar esta nueva aventura. Y valoramos la mañana, ya que no pinta muy bien, ha cambiado el tiempo bastante y las nubes están sobre la sierra de manera continua y amenazando lluvia, sobre todo en la zona donde tenemos pensado realizar la ruta.
Al final decidimos iniciar la ruta prevista, con la incertidumbre del tiempo, por que una cosa teníamos clara ambos, si el tiempo seguía así no debíamos integrarnos en esta sierra, hay que tenerle un gran respeto,
Comenzamos el recorrido, descendiendo hasta la zona recreativa junto al río Castril, y a 200 mtr. ya tenemos la primera subida, desde el Cortijo del Angel, que durante unos dos kilómetros en subida constante manteniendo entre un 20% de desnivel hasta sortear el cerro de la Harina, ya con dirección a campo Cebas, desde allí hasta los caserío de los Pedros, Cortijos de Berlín, cruzamos la carretera del Pantano de la Bolera a la altura de el Almicerán siguiendo un carril asfaltado, hasta el complejo de Hotel Rural, cerrado en estas fechas donde se pueden disfrutar de unas estupendas vistas, hoy un poco disminuidas por la niebla y la lluvia que nos empieza a acompañar, peligrando así el poder seguir con nuestra ruta, aún así podemos ver parte del pantano de la Bolera, Sierra del Pozo, La Cabrilla, el Almicerán, entre otros, aquí aprovechamos para tomar algo, disfrutar el entorno y las fotos como de obligadas, y decidir que hacemos, la mañana no termina de aclararse, aunque esperamos que nuestra intuición nos acompañe de que al menos no empeorará, y decidimos adentrarnos en el camino de la cabrilla, ya en ascenso continuo, entre un bosque de encinas que se abre paso en subida, entre el valle que separa las lanchas del Almicerán con el río Guadalentín y la Cabrilla, en subida durante unos diez kilómetros más, y en los últimos km. comienza a complicarse el desplazamiento por el barro que se va acumulando en las ruedas y que nos hace pedalear con cierta dificultad, por esta zona de tierra grea, aunque no impide que lleguemos hasta la zona de la Tocona y cortijo del Cañuelo, último lugar relativamente con presencia humana, que ya nos dejamos en la Carretera, ya que no nos encontramos más que un grupo de buitres, cabras montesas, etc.
Llegamos hasta la garganta norte del buitre con la Cabrilla, vadeamos la puerta de entrada que accede al valle, y comenzamos a ver la inmensidad de esta sierra, que siempre nos sorprende, y algo nos dice y entre la mirada de los dos , tememos lo que se nos presenta ante la vista, si tenemos que ascender hasta los 1.800 mtros. de altura que marca en track en su parte superior, desde los 1.200 metros en el que nos encontramos ahora, pero allí vamos, en el tracto superficial de los mapas cartográficos, aquí ya no existe camino, senda, ni nada parecido, aunque si una pequeña senda de subida, en algunos sitios arreglada por alguna maquinaria, que comienza a ascender y de que manera, superamos en unos tres kílómetros en ascensión continua, con una pendiente media de entre el 25 y 35 %, lo que no soportan nuestras piernas el poder avanzar en algunos tramos, echando pie a tierra progresando hacia arriba. El entorno es impresionante, con unos bosques de pinos grandiosos, y con los neveros aún presentes en nuestro avance, y con nubes en lo alto que aún no nos dejan ver las cumbres más altas, al final y poco a poco ascendemos por el Barrando el Gallinero, aprovechamos casi al final, a repostar agua en una fuente, que nos encontramos antes de la cima, divisando desde aquí una vista inmensa del valle que hemos ascendido, con picos de más de 2000 mtros de altura y con el Calar de Juana, Cabañas, al fondo en la otra vertiente cimas de la Sierra del Pozo. pero no terminamos aquí la senda casi perdida, asciende entre los cojines de monja, típicos de estas alturas y que tememos no pinchar por "díos" y rezar por no tener ninguna avería ni otra contingencia, si no queremos que practiquen con nosotros los medios de rescate.
Conseguimos al final alcanzar los Tornajos del Buitre, y el Refugio de los Prados, visto desde dos perspectivas la parte natural, en una covacha aprovechada entre las rocas, y otro refugio esta ya más moderno, que sirve de refugio.

Aquí comenzamos el descenso aprovechando el PR-A-349 marcado por esta zona, por fin se aprecia algo de humanidad, pero no mucha simplemente las señales del PR, por que visitantes nadie de nadie, y gracias a la aportación de los track, tanto los diseñados por nosotros, como algunos que ya han visitado estas alturas, lo que si aconsejo a todo el que quiera aventurarse por esta zona, es que se informe muy bien, y siga las recomendaciones de los track, por que esta sierra podría dar un buen disgusto, el aventurarse sin estos recursos por primera vez.
Bueno después de tomar algún alimento y líquidos, a por el descenso, y que descenso, apto para verdaderos expertos, sorteado de zonas, muy muy técnicas, lastras de piedras, saltos, peanas, de subida y bajada, eso si rodeado de impresionantes vistas, de todo el valle de Baza, Sierra Nevada, y allá hasta donde alcanza nuestra vista, y con el pantano de Castril a nuestros pies.
Tengo que advertir que estamos bastante acostumbrados a descensos de sendas complicadas por nuestra zona, pero esta se lleva todas las estrellas, con zonas verdaderamente peligrosas y arriesgadas, y que por supuesto decidimos realizar a pie.
alternativamente, vuelvo a insistir si alguien consulta algún mapa cartográfico no encontrara senda alguna como recorrido, pero está.
Descendemos hasta el valle del Cortijo del Laude, la segunda posible zona habitada desde hace casi 20 kilómetros, donde cogemos la pista de los barrancos de los quemados, deseando llegar a Castril, por que nuestras previsiones era la de seguir hasta bordear todo el Pantano del Portillo por los Madroñales, aunque por la hora, casi las dos de la tarde, por hoy ya habíamos tenido bastante, y decidimos llegar a Castril, una buena ducha y una buena comida.

Me gustaría realizar algunas recomendaciones, si alguien se decide hacer este track, no adentrarse con condiciones climáticas adversas, sobre todo niebla, y previsiones de tormentas, una condición física y técnica media alta, sobre todo en los 13 km. desde la Cabrilla, hasta el cortijo del Laude, y realizarla en el sentido de las agujas del reloj, además de llevar algún track, cargado en el móvil o sistema alternativo.

Agradecer desde esta humilde y sencilla descripción, la compañía de mi amigo Paco, quien siempre me acompaña o nos acompañamos ambos en todas estas arriesgadas aventuras.

UN CONSEJO IMPRESCINDIBLE. DEBEMOS DE RESPETAR LA NATURALEZA Y QUE NUESTRO PASO POR ESTOS PARAJES PASE DESAPERCIBIDO.
Cruce donde terminamos los tramos más o menos sencillos y comienza el camino por la ladera del cabrillas, donde podemos divisar unas maravillosas vistas, del Pantano de la Bolera y parte de la Sierra del Pozo
Fuente casi en los prados del buitre, imprescindible para repostar agua limpia, cristalina y fresca, desde aquí podremos disfrutas de unas estupendas vistas, de la subida por el valle al buitre y al fondo el CAlar de Juana, Cabañas, y toda la sierra central del pozo.
cobacha natural

1 comentario

  • Foto de mallorquin

    mallorquin 19-abr-2016

    Amigo Miguel enhorabuena por la descripción de la RUTA. Nada que añadir salvo darte las gracias por la buena compañía y por haber compartido una estupenda aventura juntos.
    Ah! Habrá que repetir jajajaja.

Si quieres, puedes o esta ruta