Descarga

Distancia

46,67 km

Desnivel positivo

433 m

Dificultad técnica

Moderado

Desnivel negativo

441 m

Altitud máxima

758 m

Trailrank

21

Altitud mínima

597 m

Tipo de ruta

Solo ida

Tiempo

2 horas 35 minutos

Coordenadas

1912

Fecha de subida

2 de marzo de 2018

Fecha de realización

enero 2018
Sé el primero en aplaudir
Comparte
-
-
758 m
597 m
46,67 km

Vista 51 veces, descargada 2 veces

cerca de Zamora, Castilla y León (España)

Pues como veis por el título ha sido mi segunda salida con la bici nueva y las sensaciones de la primera marcha se confirman: es una maravilla, una gozada. Está claro que hoy, donde el terreno llano abunda, las virtudes destacan aún más, pero también en las zonas de subidas pronunciadas (ha habido algunas bastante potentes) y en las bajadas,la superioridad con respecto a la 26" (que es otra bici estupenda) es abrumadora. La ruta es llana hasta el km 20 más o menos. En ese punto se llega a Algodre, que tiene por detras el Teso del Mayo. Subimos por el lado fácil, aunque también exigente, sin novedad. Yo lo hice de pie sobre los pedales tal y como me había recomendado el año pasado mi 'personal trainer' en una de nuestras charlas. Me costó, pero aguanté la tentación de sentarme durante esos 4-6 minutos. Después viene un descenso de unos dos kilómetros, aunque un árbol caído atravesando el camino nos hizo patear unos metros. Poco después vienen tres km. realmente duros, primero con una subida por un pinar (durillo) que acaba desembocando en una rampa tremenda (23,9 %). Por primera vez tuve que utilizar el piñon grande (en adelante, "la paellera", otra maravilla). Tras coronar se sucenden una serie de bajadas rápidas y subidas muy empinadas pero fáciles por se más cortas y poder aprovechar la inercia del descenso (os recomiendo una visita). El siguiente tramo de tres kilómetros es todo de bajadas muy rápidas (yo no tanto, porque no quería pegármela) y llenas de curvas. Otra zona genial para disfrutar. La única pega es que el sol estaba muy bajo y nos cegó varias veces (nos tocaba frenar y perder impulso). De vuelta en la llanura, pasamos Coreses y tomamos el camino paralelo por la izquierda a la autovía A11. Y de ahí a casa sin ningún problema y sin sufrir por la llanura al mismo ritmo que mi compañero. He llegado sudoroso y cansado, pero con un subidón...

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta