Tiempo en movimiento  2 horas 52 minutos

Tiempo  4 horas 21 minutos

Coordenadas 2605

Fecha de subida 21 de enero de 2018

Fecha de realización enero 2018

-
-
625 m
371 m
0
3,9
7,8
15,5 km

Vista 415 veces, descargada 20 veces

cerca de Alcudia de Veo, Valencia (España)

Recorrido por los alrededores de Aín y Alcudia de Veo partiendo del pequeño núcleo de Benitandús, poco después de pasar por Tales.
Comenzamos pues la caminata aparcando en la pequeña aldea de Benitandús (340 m.) a la que se llega desde Onda en dirección a Alcudia de Veo.
La calle que atraviesa las escasas casas se convierte en un camino que seguimos por la margen del hoy seco río Veo. Al cabo de unos cientos de metros el camino vira a la izquierda y va ascendiendo entre frondosos pinares engullidos por hiedras y plantas trepadoras hasta llegar a un collado superior (450 m.) . Aquí el camino se convierte en una senda en claro descenso al pasar junto a las ruinas de una casa.
Seguimos por la senda hasta llegar a una disyuntiva de sendas en la cual sale una en diagonal a la derecha que es la que vamos a seguir. Si siguiéramos recto iríamos hacia Tales o Artana.
Suiguiendo pues la senda correcta, marcada en rojo y blanco, vamos ascendiendo poco a poco para llegar a otro collado más arriba (575 m.) desde donde ya se ve la zona de Aín. Si siguiéramos recto hacia abajo llegaríamos a Aín por el GR por un aburrido camino hormigonado pero no es ése el plan.
Giramos a la izquierda siguiendo unas marcas blancas y verdes por un camino hasta que el camino se acaba y da paso a una senda. La senda va bajando vertiginosamente entre pinares hasta llegar al paraje de la Font de les Bassetes (485 m.) en las inmediaciones de la carretera de Aín.
Llegamos a la carretera y la cruzamos bajando hacia el fondo del río. Después de recorrer las semiabandonadas huertas llegamos al fondo del río y, poco después, encontramos una senda empedrada que tira hacia arriba y nos deja en una pista superior. Hay que estar atento a este punto. Tampoco pasaría nada de seguir recto porque igual se llega a Aín.
Ciruculando ya por el camino contemplamos unas bonitas vistas hacia Aín y la Penya Pastor que con sus 989 metros le sirve de fondo. Por medio de una empinada bajada de hormigón llegamos al paraje de la Font de Sant Ambròs (fuente y zona de pic-nic con paelleros) y ascendemos de nuevo hacia el pueblo el cual cruzamos en su totalidad hasta salir de él por la plaza del Ayuntamiento buscando la carretera hacia Alcudia de Veo (500 m.).
No queda más remedio que andar unos metros por carretera hasta que poco después de pasar el cementerio que queda a la izquierda nos encontramos con una curva muy cerrada de la carretera a la izquierda. Justo en ese punto, en el quitamiedos, vemos unas marcas de senda en pintura roja y blanca y blanca y verde.
Seguimos a partir de ahora por senda que se va encaramando ladera arriba hasta llegar de nuevo a la carretera (585 m.) la cual seguimos a la derecha y en pocos metros (40 m.) encontramos un entrador hormigonado hacia abajo.
Nos dejamos caer por ese entrador que enseguida se convierte en camino marcado de blanco y rojo hasta que se convierte en senda y seguimos por ella hasta llegar a las inmedicaciones de la Cueva del Toro que queda unos metros a la izquierda.
Vamos y venimos hasta la cueva y seguimos la senda anterior entre pinos, robles y alcornoques en dirección al fondo del río que se oye tímidamente correr más abajo.
Recorremos el margen del río hasta llegar a un empinado subidor empedrado que sale a la izquierda y que nos conduce hasta la carretera superior a la entrada de Alcudia de Veo (465 m.)
Seguimos un rato por la carretera, cruzamos el puente, y enseguida vemos los postes del GR-36 que nos indican el camino hacia Veo.
Después de una bajada entre huertas semiabandonadas el GR empieza a circular por una acequia durante bastante tramo hasta llegar al poblado de Veo (415 m.) junto a la carretera. Sin entrar en Veo el GR desciende de nuevo hacia el fondo del río para llegar a la fuente de la Pistola (370 m.) en el mismo cauce del río.
Por unos zig-zags empedrados que salen de la misma fuente llegamos a un camino superior que, entre olivos y pinos, nos llevará de regreso a Benitandús repitiendo un pequeño tramo del recorrido.
En resumen, un bonito y variado recorrido en el que encontraremos amplios paisajes, pinares, alcornocales, fuentes, arroyos, típicas poblaciones, tramos algo complicados (el de la acequia), etc. en un entorno 100 % Espadán con sus tramos de rodeno rojo incluídos.
No hace falta llevar agua para todo el recorrido porque a mitad de camino prácticamente está Aín donde podemos recargar ya sea en sus fuentes (Sant Ambròs o la fuente de la plaza) o en sus bares. En Alcudia también la encontraremos.
Especial cuidado con el tramo que discurre por la acequia pues la caída hacia un lado es respetable en algún punto.
Pequeño núcleo rural de Benitandús junto al río Veo perteneciente a Alcudia de Veo. Punto de partida de la ruta.
Camino que sale de la única calle de Benitandús y seguimos primero en llano y luego en suave ascenso hacia la izquierda.
Collado al que llega el camino y que a partir de aquí se convierte en senda. En unas ruinas de una casa próxima hay unas pintadas de dirección hacia Tales y Artana.
Momento en el que se desvía la senda hacia Aín de la que va hacia Tales/Artana. No hay indicador pero es evidente porque no hay otra.
La senda llega a un collado desde el que ya se divisa la ora vertiente hacia Aín. Podemos optar por bajar recto por el GR-36 (aburrido camino de hormigón) o seguir a la izquierda buscando el SL más entretenido.
Fin del camino y comienzo de senda marcado en blanco y verde.
Paraje ya cerca de la carretera donde hay un nacimiento de agua, unos bancos y un viejo horno de cal reformado.
Camino que transcurre por la ladera de enfrente del río a la que hemos llegado por una empinada senda medio empedrada, medio hormigonada.
Callejeando por Aín buscando salir hacia la carretera de Alcudia de Veo.
Punto en el que abandonamos la carretera para tomar la senda
Camino que luego se convierte en senda hacia la Cueva del Toro, marcado de blanco y rojo.
Paraje de la Cueva del Toro, con un pequeño riachuelo saliendo de su interior.
Después de la cueva del Toro la senda recorre el fondo del arroyo y sube hasta Alcudia de Veo por una empinada senda empedrada.
Tramo del GR-36 que discurre por el borde de una acequia. Hay que ir con ojo.
Pequeña población de Veo
Pequeña fuente en el ismo cauce del río Veo. Puede que no lleve agua.
Camino que circula por la ladera de enfrente de Veo hacia Benitandús. Al final coincide con el comienzo de la ruta.

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta