Tiempo  6 horas 42 minutos

Coordenadas 2854

Fecha de subida 11 de abril de 2017

Fecha de realización abril 2017

-
-
2.154 m
1.602 m
0
4,0
7,9
15,81 km

Vista 473 veces, descargada 45 veces

cerca de Bélmez, Andalucía (España)

Con esta ruta realizamos uno de los ascensos clásicos al techo de la provincia de Jaén, el Pico Mágina con 2.164 metros de altitud, desde el Caño del Aguadero. Pero además recorremos de forma íntegra su cuerda, desde el extremo oriental con la Peña, Peña Grajera o el Cerro Lagunillas (será por nombres), a 2.014 metros de altitud, hasta el extremo occidental con la Peña de Jaén, a 2.147 metros de altitud. Entre un extremo y el otro recorremos esta alargada cuerda a más de 2.000 metros de altura disfrutando de las inmensas panorámicas que desde aquí se obtienen y de un asombroso y agreste paisaje kárstico de alta montaña, repleto de dolinas, simas, lapiaces y torcales que son el reino de la cabra montes, muy fácil de observar en su predio.

Sabíamos que se había arreglado el Refugio de Miramundos y ya era hora de que la Administración invirtiera algo de dinero para mantener un auténtico símbolo de Sierra Mágina, que hasta ahora se había conservado gracias al tesón de iniciativas particulares. Pero para nuestra sorpresa y no hace mucho estuvimos por aquí, se han señalado y remarcado las veredas y sendas que recorren las cumbres de esta cuerda. Sin duda una buena iniciativa que hay que agradecer a quien corresponda, ya que ahora podemos ir desde Miramundos a Peña Jaén, pasando por el Pico Mágina con el mínimo esfuerzo y sin perdida posible. Numerosos y grandes hitos de piedras jalonan todo el recorrido y ademas parece que la vereda se ha limpiado un poco y se ve muy pisada. Antes había que estar muy atentos a los hitos existentes para no perder la vereda, ya que esto suponía atravesar un incómodo terreno de lapiaz repleto de sabinas rastreras y piornos. Con ésto también se consigue que todos vayamos por la senda y no pisemos por todos lados, evitando el daño que podamos ocasionar a la vegetación y la erosión del terreno.

La ruta la califico a pesar de su escaso kilometraje y moderado desnivel positivo acumulado de media -alta por desarrollarse parte de ella por tramos de campo a través y lapiaz. Como he comentado, la vereda de la cuerda está muy limpia y señalizada, pero aún así recorre una zona muy rocosa y escabrosa donde hay que medir nuestros pasos. El descenso por la senda de los Neveros es muy empinada y erosionada, donde es fácil resbalar. Desaconsejo realizar esta ruta en condiciones invernales sin el equipo adecuado (piolet y crampones), pues puede ser peligroso.

La ruta comienza en el bello paraje del Caño del Aguadero, al cual se llega tras recorrer algunos kilómetros de pista forestal de alta montaña. Se puede llegar desde Torres y Mata Bejid por el Puerto de la Mata. O bien desde Bedmar pasando por la Ermita y área recreativa de Cuadros. La pista ahora mismo está en condiciones aceptables para un turismo, aunque en algunos tramos hay que tener precaución. Es fácil que en las partes altas y en las umbrías haya nieve y hielo durante algunos meses del año, por lo que tenemos que elegir bien la época del año y el vehículo con el que subimos.

Desde el refugio del Aguadero, donde estacionamos el vehículo, salimos a la pista y descendemos unos metros por ella hacia el Sur. Cerca de la curva sale a nuestra derecha una endeble senda que en sus primeros metros pasa bajo unos espinos. Pronto empieza a ganar altura hacia el Sureste describiendo algunos zigzags. En menos de un kilómetro llegamos a la fuente y el refugio de pastores del Moillo. Ahora ya sin senda y siguiendo una endeble vereda jalonada de hitos ascendemos de forma más contundente hacia el Sur. Llega un momento que la vereda, cada vez más marcada, comienza a virar hacia el Suroeste ascendiendo hacia Miramundos, pasando bajo las Morras de Poyo Mágina. Es el momento de salir de la vereda y campo a través ascender hacia el Sureste en busca del vértice geodésico de Peña Grajera (La Peña). No hay un camino claro, ni único. A la ida buscamos el collado que hay entre las Morras y La Peña y después cresteamos hacia el Noreste hasta el vértice.

Tras disfrutar de magnas vistas de este geodésico, un poco estropeadas por la neblina, descendemos hasta la vereda de Miramundos. En esta ocasión no pasamos por el collado y descendemos hacia el Oeste hasta entroncar con la vereda, que de forma algo más relajada nos lleva hasta el Refugio de Miramundos a 2.077 metros de altitud. El nombre del Refugio le va al pelo, pues desde aquí podemos ver media Andalucía en días de atmósfera limpia.

Desde Miramundos seguimos durante unos 400 metros hacia el Suroeste el sendero de uso público señalizado, hasta que llegamos a un cartel colocado recientemente. Las tablillas del cartel nos indican que hacia el Sur y siguiendo el sendero balizado llegaríamos en 1,8 kilómetros al Collado del Puerto y en 2,4 a la pista de la Cañada de las Cruces. Otra tablilla nos indica que hacia el Oeste llegaremos en 2 kilómetros al Pico Mágina y en 3,2 al Pico Peña Jaén. Por su puesto elegimos la dirección que nos indica la última tablilla, hacia el Oeste.

Pasando sobre la Hoya de los Tejos y dejando a nuestra izquierda Cerro Prieto, llegamos de forma tranquila y pausada en unos 45 minutos desde que abandonamos Miramundos al vértice geodésico del Pico Mágina, por una vereda que ahora si que es un gusto recorrer, limpia y bien señalizada. Las vistas que obtenemos desde el techo jiennense aún siendo también muy buenas, no tiene nada que ver con las que hemos obtenido desde Peña Grajera y Miramundos. Su situación en un páramo repleto de profundas dolinas y con muchos picos a más de 2.100 metros de altitud hace que limite algo su visibilidad.

Seguimos brevemente hacia el Oeste el sendero de uso público balizado que asciende al Pico Mágina. Este sendero tras llegar a un collado desciende hacia el Sur pasando por un pozo de nieve que es visible desde el collado. Nosotros nos desentendemos del sendero balizado y seguimos la vereda jalonada de hitos de piedras que hacia el Oeste nos lleva a Peña Jaén. Pero antes de llegar al extremo occidental del la cuerda de Mágina, pasamos siguiendo la vereda por tres dolinas y un collado, donde arranca la Senda de los Neveros. Por tanto el último y corto tramo de ascenso a la Peña de Jaén es de ida y vuelta.

Este pequeño tramo de ascenso es muy acusado y escabroso, pero está muy bien señalizado. Una vez en la cruz metálica, símbolo distintivo que marca la cumbre de Peña Jaén a 2.147 metros de altitud, disfrutamos de una de las mejores panorámicas del día. Otro de los muchos dosmiles de esta Sierra, el Almadén, afeado con sus antenas, parece al alcance de la mano. Descendemos por el mismo lugar hasta el collado donde comienza a descender la Senda de los Neveros.

Por la empinada Senda de los Neveros se desciende hacia el Norte de forma relativamente cómoda, pues sus numerosos zigzags relajan un poco desnivel. Hay que descender 400 metros en menos de 1,5 kilómetros y hay algunas zonas más erosionadas donde hay que tener algo más de precaución. Tras llegar a una amplia y verde nava resguardada por unas grandes peñas, la senda vira hacia el Noroeste y nosotros seguimos ahora campo a través hacia el Norte para terminar de descender los últimos metros que nos quedan para llegar hasta la pista, donde conectamos con el Cordel del Abrevadero del Espino, que coincide hasta el final de la ruta con dicha pista.

Por tanto, tomamos la pista a la derecha, hacia el Este primero , Noreste después, para en algo menos de 6 kilómetros llegar al Caño del Aguadero, tras pasar por el Puerto de Fuente Fría y la Fuente del Espino. Recorrimos el entorno del Precioso Caño del Aguadero y su caudalosa fuente, poniendo punto y final a este recorrido.

Ver más external

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta