Tiempo en movimiento  2 horas 3 minutos

Tiempo  2 horas 38 minutos

Coordenadas 1191

Fecha de subida 8 de febrero de 2019

Fecha de realización febrero 2019

-
-
869 m
684 m
0
1,7
3,3
6,68 km

Vista 98 veces, descargada 4 veces

cerca de Oricin, Navarra (España)

Recientemente han desbrozado en Etxagüe unos cuantos senderos y caminos antiguos, que por la falta de uso estaban perdidos.
Curiosamente, todos ellos se ven claramente en fotos antiguas de Sitna e Idena.
Uno de estos senderos, que baja desde el Roble Milenario al Barranco de Zidrán, nos lleva directamente a un bosquete en el que podemos encontrar 11 grandes robles, que si bien no son tan viejos como el primero, sí que tienen sus años.

Partimos de Etxagüe. Hemos dejado el coche al lado de la iglesia. Normalmente no hay problemas para aparcar.

Bajamos por la pista, y en seguida nos desviamos a la derecha, tomando una senda denominada el Sendero del Fraile.
Esta senda, con suave pendiente va ganando altura, hasta llegar a la parte alta de la sierra. Es mucho más agradable andar por ella que por la pista, y además, se puede observar que está empedrada casi totalmente, aunque gran parte de los adoquines están enterrados por el paso del tiempo.
Tiene toda la pinta de que esta senda tuvo gran importancia antiguamente como único acceso a la parte alta de la sierra, y al valle contiguo.

Una vez arriba, visitamos el Roble. Está como siempre, salvo porque es invierto y se le han caido las hojas. Observamos que alrededor nacen algunos renuevos.
El paraje es mágico e invita a quedarse un rato.

Desde la borda en ruinas más cercana al roble, parte el segundo sendero de hoy, que baja hasta el Barranco de Zidrán, y en el que nos vamos a encontrar los 11 grandes robles de los que hasta ahora nosotros desconocíamos su existencia.
Espectaculares.

Una vez en el barranco, orillamos un sembrado por los cantillos de la derecha. La existencia de ganado vacuno en estos montes, hace que el terreno esté bastante despejado y que se pueda caminar con facilidad.

Al llegar a un camino, lo tomamos y subimos de nuevo a la cresta de Arraluze. Desde aquí las vistas son estupendas.

Empezamos a bajar hacia Etxagüe por el Camino de Bariáin, y al poco lo abandonamos para tomar a la izquierda otro antiguo sendero, también desbrozado, que nos enlaza al Camino de Bidertxi, por el que subimos al pueblo.

Resumiendo. Viejos senderos, que hacen que la visita al Roble de Etxagüe sea completamente distinta a lo habitual, y hacen que el paseo sea sumamente agradable.

2 comentarios

  • Izara (Iñaki Zaratiegui) 09-ago-2019

    Me alegra que descubrirás esos robles, el paraje es el más escondido y mágico, una suerte que se hayan conservado.

  • Foto de Sergismundo

    Sergismundo 09-ago-2019

    Es una de las zonas de Valdorba más escondidas. Seguro que hay muchos más.

Si quieres, puedes o esta ruta