Tiempo  5 horas 25 minutos

Coordenadas 624

Fecha de subida 10 de julio de 2017

Fecha de realización julio 2017

-
-
1.676 m
1.254 m
0
3,6
7,3
14,53 km

Vista 157 veces, descargada 1 veces

cerca de Santa María de El Paular, Madrid (España)

Un pequeño desastre de ruta, sobre todo en la grabación. La realidad es como dos kilómetros menos y una hora y medio menos; me quedé sin batería y con el cable del cargador roto y conseguí reanimar el móvil para cerrar la ruta cuando ya habia ido a Rascafría a comprar chocolate en la fábrica y un cable en un chino y estaba sentado en un bar de La Isla con un jarrote de cervea.

El objetivo era encontrar un árbol emblemático conocido como el Pino de Hoyo Claveles, que sí consegui encontrar, aparte de ver de paso ejemplares magníficos de otros pinos y de impresionantes robles.

Para ello, casi todo el camino previsto era pista, excepto el conseguir pasar de una a otra, para lo cual no encontré un sendero claro terminado el camino y tuve que buscar el terreno menos malo en un frondoso bosque de robles y pinos plagado de helechos exhuberantes tras las recientes lluvias veraniegas. La pendiente brutal era lo de menos, ya contaba con ello, lo peor era que los helechos como estos son el lugar preferido para las garrapatas, que este año están siendo una plaga por todas partes y que se veían saltar en grupos de cientos, entre otros bichos variados, según pisaba, lo que me impedía parar para tomar aire siquiera, teniendo que hacer la subida a todo gas, empapado en sudor y con el corazón saliendo del pecho, por eso se recomienda pantalones largos para estas actividades, pero es que yo no los soporto casi ni en invierno. En el camino, impresionantes formaciones (o restos de otros tiempos) graníticas con sus robles correspondientes.

Una vez en la pista y bien revisadas mis piernas, justo antes del Arroyo de Hoyo Claveles se ve el terreno pisado hacia arriba, donde en el mapa aparece el Pino, y me aventuré a pesar de la experiencia anterior hasta que lo encontré, majestuoso, con vecinos no desdeñables y espectaculares ejemplares de robles.

El otro objetivo de esta ruta era llegar a Hoyo Cerrado, un pequeño circo glaciar, como tantos de la sierra madrileña, varios con este mismo nombre, y hacia el que el mapa que tengo señalaba dos pequeños senderos de acceso, de ahí las vueltas en la ruta buscando el primero, que no encontré, quizás debido a la gran cantidad de vegetación, helechos, arbustos y maleza, que hay en este momento, y por la que ya no me apetecía internarme sin verlo claro. La segunda opción, uun poco más alante, era remontar el Arroyo de la Nevera, que llevaría directamente, pero tampoco lo vi claro. Tercera opción, más adelante, el otro sendero que marcaba el mapa. No lo vi claramente, pero sí vi factible adentrarme por el terreno que se veía. Pero fue aquí cuando se rompió el cable, y la batería no me iba a llegar, y sin gps lo vi imposible, así que decidí emprender la vuelta, durando la batería justo hasta unos metros antes de llegar al aparcamiento del Mirador de los Robledos, donde tenía el coche.

La pista de vuelta se me hizo un poco pesada, pero en general el entorno era bonito y frondoso, lleno de caminos para pasear o ir en bici, con un día medio nublado nada caluroso para ser julio, y con la espina clavada de volver para encontrar el circo dichoso...

2 comentarios

  • Foto de Platanativa

    Platanativa 10-dic-2018

    Hola Queluegohayquebajar.
    El árbol de las fotos es un tejo. Parece de buenas proporciones eso sí.

  • Foto de Queluegohayquebajar

    Queluegohayquebajar 21-ene-2019

    Hola. Era (es) un pino (de ahí su nombre). Peculiar, por eso está reconocido como árbol singular, pero pino al fin y al cabo, si pasas por allí lo verás. Un saludo!

Si quieres, puedes o esta ruta