Tiempo en movimiento  3 horas 44 minutos

Tiempo  4 horas 32 minutos

Coordenadas 3207

Fecha de subida 9 de diciembre de 2018

Fecha de realización diciembre 2018

-
-
900 m
776 m
0
4,6
9,2
18,49 km

Vista 156 veces, descargada 2 veces

cerca de Robleda, Castilla y León (España)

Desde Robleda a Las Juntas, por la Nava y vuelta por la Cumbre.

Domingo nueve de diciembre. Aparcamos el coche en la plaza de Robleda con tres grados y el sol luciendo ya a las nueve y media de la mañana. Los madrugadores del bar Plaza salían ya del café tempranero y de tomarle el pulso a las noticias del día. Los cazadores ya habían salido a tirar tiros al campo.

Con una leve capa de escarcha en las berzas de los huertos enfilamos la Calzá hacia de la Vera de la Dehesa y dejamos atrás el perfil del pueblo cubierto por la boina azulada del humo de las chimeneas. En la portera de la dehesa nos adelanta la primera furgoneta con alpacas para el ganado de la "jesa" y las parcelas de la Geve. Como los antiguos vecinos nos conocemos, nos saludamos en marcha.

Nos adentramos hasta la Laguna Nueva, con una lámina azul y las siluetas desnudas de algunos robles reflejadas en el agua. Bordeamos la laguna pisando el pasto blanco por la escarcha casi líquida y seguimos las antiguas roderas de los carros hasta el valle de la Nava. Una extensa llanura se abre ante la mirada del caminante. Siempre he oído hablar a la gente de Robleda con admiración y orgullo de este valle plano y limpio de maleza. Sólo unos robles o verdiones sin hojas, aguantando los nidos de las cigüeñas al borde de la laguna, interrumpen la perspectiva. Caminamos sacando fotos, sin prisas, a derecho, por uno de los paisajes más espectaculares del lugar. Hace años se jugó aquí un partido de fútbol entre los jóvenes de Robleda y Peñaparda. Los vestuarios eran los zarzales y las escobas. A veces alguien comentaba y comenta que van a hacer un aeropuerto en la Nava. Los bulos de la época en que no había redes sociales.

Por la Engarilla salimos de la “jesa arriba”. En las aguas del regato de la Fuente la Jarda hay abundante moruja en pleno mes de diciembre, antes de que haya llegado el invierno y, mucho menos, la primavera. Todavía dicen algunos que no creen en el cambio climático. Cruzamos el antiguo camino de Villasrubias a Guinaldo y seguimos por los Zapateros y el Corralito hasta las barreras de Río Frío. El camino nos deja en los restos del molino, el canal, la pesquera y el vado empedrado en parte que cruza a Peñaparda. Inspeccionamos la zona y bajamos por la orilla hasta muy cerca de las “Juntas” de Río Frío con el Águeda, al que aporta gran parte del caudal del que presume el afluente directo del Duero. Al otro lado del Águeda está el robledal de El Potril, de Fuentguinaldo, en la otra orilla de Río Frío las tierras de Peñaparda y, en esta orilla, el término de Robleda. Este rincón del término debe ser, junto con el Pinar, uno de los más lejanos del pueblo, a nueve kilómetros de las Cuatro Calles.

Volviendo sobre nuestros pasos el camino nos dejó en una de las parcelas ganaderas y desde allí cogimos la pista de la derecha hasta la curva del Vado del Cerezo, desde donde torcimos en dirección a la Cumbre, siguiendo la linde entre Robleda y Villasrubias.

Cruzamos la carretera y giramos a la izquierda por otro camino de concentración. Pasamos cerca de la Fuente los Arroyos, seguimos hasta el viejo tejar, muy cerca de la carretera. Por el caño de la Fuente San Diego, el Charco el Palo y el Molinillo llegamos al pueblo y terminamos en la plaza (una cerveza), lugar de salida de este ruta recomendable en cualquier época del año, menos en verano.
Donde Río Frío y el Río Águeda mezclan sus aguas. Entre Robleda, Peñaparda y Fuenteguinaldo.

1 comentario

  • antoniocasmo 09-dic-2018

    Una ruta llena de agradables sorpresas, una caminata llena de encanto. Recomendable para disfrutarla en cualquier estación, hoy 9 de diciembre tuvimos una temperatura ideal, fuera de juego.

Si quieres, puedes o esta ruta