Tiempo  8 horas 32 minutos

Coordenadas 3698

Fecha de subida 7 de mayo de 2016

Fecha de realización mayo 2016

  • Valoración

     
  • Información

     
  • Fácil de seguir

     
  • Entorno

     
-
-
1.132 m
361 m
0
6,1
12
24,34 km

Vista 3066 veces, descargada 100 veces

cerca de Jimera de Líbar, Andalucía (España)





    Fenomenal ruta que recorre parte de los senderos GR-141 Gran Senda Serranía de Ronda y GR-249 Gran Senda de Málaga, entre los Valles del Guadiaro y del Genal. Partiendo desde la Estación de Jimera de Líbar, en dirección a los pueblos de Atajate y Benadalid, el objetivo consiste en ascender el Tajo Bermejo de Benalauría (1.137 m.). El descenso se realiza por el Puerto de Benalauría, hacia la Estación de Cortes de la Frontera. Nos encontramos en el límite del Parque Natural Sierra de Grazalema.




    Aprovechando la magnífica red de senderos serranos, y que Jimera de Líbar dispone de estación de ferrocarril, esta ruta lineal parte desde la misma, con la idea de volver al punto inicial en el tren, o bien regresar al lugar de origen en Algeciras como es mi caso. También es muy sencillo combinar con dos vehículos, así como completar la ruta circular volviendo al punto inicial por el GR-141, en paralelo al Río Guadiaro. Llegando a la Estación de Jimera con los primeros albores, nos dirigimos por la Cañada del Olivar hacia el pueblo de Jimera de Líbar. Vamos recorriendo el GR-141 por esta vertiente del Valle del Guadiaro.




    Al encontrarnos al nivel del curso fluvial del Guadiaro, el ascenso será continuo para remontar el valle, en dirección al Puerto de Jimera, siendo uno de los principales pasos naturales que conectan los Valles del Genal y del Guadiaro. Seguimos el sendero PR-A 258 que nos llevará hasta Atajate. En las laderas de la Cañada del Tajo del Águila, recorremos un precioso enebral y palmital, acompañado de excelentes vistas de la dorsal del Macizo de Líbar, desde el Cerro Martín Gil a la Loma del Palo y el Pico Ventana. En el ascenso va emergiendo a nuestra derecha el picacho de Castillejos en la Sierra de Benadalid. Pasamos por las tierras de labranza de Benajarra.




    Al llegar al Puerto de Jimera, disponemos de preciosas panorámicas de Atajate y otros pueblos en el Valle del Genal, con el castañar verde en esta época primaveral. Imagen muy distinta del otoño, cuando durante la llamada primavera de cobre, las hojas amarillentas, rojizas y ocres, extienden un peculiar manto cobrizo y dorado por el bosque del valle. Ahora enlazamos con el sendero PR-A 235, que nos llevará a Benadalid, tramo coincidente con el GR-141 en esta vertiente del Genal. Contemplamos los distintos terrenos de las sierras que nos rodean: la caliza de las sierras blancas; la pizarra y el esquisto de las sierras pardas; y la peridotita de las sierras bermejas. Al llegar a las ruinas de la Venta San Isidoro, emprendemos un leve descenso entre tierras de labores y ganaderas, hacia el Descansadero del Piche, hoy día acondicionado como área recreativa y lugar de celebración de las fiestas patronales benalizas, donde encontramos el manantial que abastece al pueblo, situado a menos de un kilómetro.




    Aprovechando el callejeo por Benadalid, visitamos su curioso castillo, reconvertido en cementerio hace un par de siglos, tras haber abandonado su originaria función defensiva.




    Tras disfrutar de las vistas de Benadalid, nos dirigimos hacia el Puerto de la Horca, encontrándose junto a éste, las ruinas de una torre vigía de origen árabe, llamado Castillo del Frontón. Apenas quedan unas piedras que indican su base cuadrada. Dejamos a un lado el GR-141, que continúa su trayecto hacia el pueblo de Benalauría, y enlazamos con el sendero PR-A 237, tramo coincidente con el GR-249, el cual se dirige hacia el Puerto de Benalauría y la Estación de Cortes de la Frontera.




    Subimos entre encinas por una pista recientemente hormigonada, desde la que vamos admirando las espectaculares vistas del Tajo de los Aviones. Llegamos al Puerto de Benalauría. A la derecha queda el Peñón de Benadalid, donde se encuentran dos interesantes vías ferratas. Detrás dejamos el Valle del Genal. Enfrente tenemos el Valle del Guadiaro. A la izquierda se yergue nuestro objetivo, un cerro que recibe varios nombres: Tajo Bermejo, Loma de la Sierra de Benalauría o Cerro Poyato. En realidad éste último nombre viene dado erróneamente por su vértice geodésico, encontrándose el auténtico Cerro Poyato un poco más abajo. Emprendemos su ascenso por una vereda que se bifurca y difumina en ocasiones, por lo que habrá que estar atentos a los waypoints. Varios hitos de piedras y marcas arcillosas de pisadas en la piedra caliza, nos ayudan a vislumbrar el trazado más adecuado en el pequeño laberinto de encinas y roquedos. La acumulación de piedras formando majanos, permite intuir la actividad agrícola que antaño tendrían estos lares, ahora reconquistados por matorrales, pastizales y encinas de bajo porte.




    Desde la cumbre del Tajo Bermejo, donde se ubica un vértice geodésico, cuyo poste ha sido derribado hace poco tiempo, disfrutamos de formidables panorámicas de 360º, mucho mejores que desde el vecino Peñón de Benadalid. Divisamos ambos Valles del Genal y del Guadiaro.




    Desde la Sierra del Oreganal hasta Sierra Bermeja, Sierra Crestellina y el Peñón de Gibraltar.




    Desde el Hacho de Gaucín hasta la Sierra del Aljibe. Los días más despejados de poniente se alcanza a ver la costa africana.




    Y por supuesto la dorsal del Macizo de Líbar al completo. Incluso en lontananza por el norte, asoma la Sierra del Tablón en la provincia de Sevilla. Abajo queda el denso pinar negral de la vertiente occidental de la Sierra de Benadalid.




    Tras deleitarnos con tan magníficas vistas, cercanas y lejanas, y realizando la principal parada de la jornada en tan incomparable terraza hostelera de la Sierra de Benalauría, emprendemos el descenso hacia el Valle del Guadiaro. Pasamos por el paraje de la Fuentezuela, cuyo imponente chorro de agua desborda el pilón, gracias a las recientes lluvias, descendiendo el caudal excedente por acequias hacia los cortijos del valle. Llegamos a la histórica encrucijada de la Alquería de Siete Pilas, con la peculiar fuente que da nombre al lugar. Nuevamente enlazamos con el GR-141, que viene de Jimera de Líbar en paralelo al Río Guadiaro.




    En vez de continuar hacia El Colmenar por el paraje de Siete Puertas, nos dirigimos hacia la Laguna Honda, en dirección a Jimera. Se trata de una charca endorreica, que en esta época se encuentra muy florida y con plena actividad de anfibios. En verano se secará por completo, quedando los juncos a la espera de las próximas lluvias. No solo nos acercamos para disfrutar de su entorno, si no que las estupendas vistas serán otra vez las protagonistas. Ya solamente nos resta continuar el camino hacia la Estación de Cortes de la Frontera, pedanía también llamada Cañada del Real Tesoro, por una dehesa profusamente poblada con encinas y quejigos de gran porte. Aun yendo muy tranquilos, nos da tiempo a regresar en el penúltimo tren de las 16:30 horas.




    La vegetación predominante es la encina y su matorral asociado. También destacan quejigos, acebuches, algarrobos, enebros, palmitos, cornicabras, castaños, almendros, higueras y olivos. En cuanto a la fauna, es habitual el avistamiento de cabras monteses, perdices, chovas, águilas, buitres leonados y otras rapaces.
    El tiempo en movimiento fue de 8 horas 20 minutos, con varias paradas incluidas. El desnivel positivo es de 950 m., y el desnivel negativo es de 985 m. Los desniveles acumulados solo difieren en 35 m., por lo que prácticamente se igualan en sentido contrario. El itinerario transcurre según el tipo de terreno: un 45% por pista terriza con escaso tráfico, un 35% por sendero y vereda, y un 25% por pavimento en los enlaces por carretera y el callejeo de los pueblos. En el vídeo de abajo hay un reportaje con mi visión de la ruta, que por motivo de copyright de la música de fondo, es posible que no pueda reproducirse en dispositivo móvil, como smartphone y tablet, por lo que solo será posible visionarlo en ordenador y smart TV.




    Ver también las siguientes rutas cercanas:
Ruta Ronda - Estación de Jimera por el Valle del Guadiaro.
Ruta Peñón de Benadalid - Benalauría.
Ruta Garganta de la Pulga - Pimpollar.
Ruta Angosturas del Río Guadiaro.
Ruta Sierra de los Pinos.
Ruta Cordal de Líbar: Martín Gil - Palo - Tunio - Zahibe.
Ruta Ronda - Estación de Jimera por los Valles del Sijuela y del Audalázar.
Ruta Sierra del Hacho de Gaucín.
Ruta Pico Ventana.
Ruta Estación de Jimera - Estación de Gaucín por el Valle del Guadiaro.
Ruta de la Castaña: Parauta - Igualeja.
Ruta Pujerra - Jubrique por Monte Jardón.
Ruta Alto del Jarastepar - Riscos de Júzcar.
Ruta Pico Los Reales desde la Loma del Infierno.
Ruta Cancho de Almola.
Ruta Pico Los Reales desde la Garganta del Algarrobo.
Ruta Sendero de las Angosturas del Río Guadiaro.
Ruta Pico Los Reales desde La Acedía.
Ruta Pico Los Reales por el Sendero Los Realillos y el Paseo de los Pinsapos.


Parada de tren

Estación de Jimera de Líbar

fuente

Fuente de Jimera de Líbar

Intersección

Atajo

Intersección

Desvío a la pista

panoramica

Panorámicas del Macizo de Líbar

Collado de montaña

Puerto de Jimera

Intersección

Ruinas de la Venta San Isidoro. Desvío al sendero

fuente

Fuente del Descansadero del Piche

Castillo

Castillo de Benadalid

Collado de montaña

Puerto de la Horca

fuente

Fuente de las Calenturas

Collado de montaña

Puerto de Benalauría

Puerta

Paso en la valla

Intersección

Subir hacia a la izquierda

Puerta

Angarilla

cima

Tajo Bermejo

fuente

Fuentezuela del Puerto de Benalauría

Intersección

Atención a las balizas en la bifurcación

Intersección

Atajo

fuente

Fuente de Siete Pilas

Lago

Laguna Honda

Puente

Puente en el Río Guadiaro

Parada de tren

Estación de Cortes de la Frontera - Cañada del Real Tesoro

1 comentario

  • juanmajaima 08-ene-2018

    He realizado esta ruta  verificado  ver detalle

    Amplia de miras y fácil de seguir

Si quieres, puedes o esta ruta