Tiempo en movimiento  3 horas 57 minutos

Tiempo  7 horas 29 minutos

Coordenadas 2871

Fecha de subida 23 de junio de 2019

Fecha de realización junio 2019

-
-
1.527 m
915 m
0
4,4
8,7
17,49 km

Vista 7 veces, descargada 0 veces

cerca de Sercué, Aragón (España)

Maravillosa ruta partiendo desde el parking de San Urbez, hemos pasado la noche en Casa Vispe, en Escalona. Muy recomendable y muy buen servicio a muy buen precio.
Nadamás empezar la ruta nos encontramos un doble puente que cruza el río, el puente antiguo y el nuevo, los dos son transitables y tienen una vista vertiginosa, ya que hay como unos 80 metros de altura hasta el río. Un poco más adelante está la Ermita de San Urbez incrustada en la montaña, hay un cartelito que nos informa de la historia que hay tras ella, lo dejo en suspense jeje. seguimos el curso del río arriba y nos encontramos con el cañón de Añisclo, sitio donde hacer fotitos. continuando la ruta, como siempre bordeando el rio, que por cierto no he visto un rio tan transparente y bonito como este antes, eso sí, el agua congelada, por mucho que invite a meterte es imposible, metes los pies y duras apenas 5 segundos. Seguimos adelante y nos vamos encontrando pequeñas pozas y cascadas super chulas, todo el recorrido vamos escuchando el agua golpear las piedras, un ruido que refresca mucho. Pasada una hora de ruta, empieza la parte durilla, un ascenso importante de la montaña, que agota a más de uno, cuanto más subiamos, menos personas veíamos, menos mal que te encuentras un par de fuentes naturales potables por el camino, el agua está muy fría, pero en ese momento lo agradeces y mucho, y además está muy buena. Cuando ya llevamos como 3 horas, nos paramos a contemplar las impresionantes vistas del parque, es precioso, te quedas con la boca abierta, por el paisaje y por respirar también, ya que estás agotado jeje. Finalmente llegamos a Ripaleta, nuestro destino, ya que si quieres hacer la ruta entera hasta el collado de Añisclo són 7 horas del tirón de abajo a arriba y después bajar, así que decidimos dejarlo ya, porque eran las 15 y estábamos muy cansados, comimos, nos hicimos unas fotos y para abajo. Nos ha gustado mucho esta ruta, mucho verde, mucha montaña y mucha agua, una mezcla de naturaleza perfecta, eso si, es durilla, pero al final te puedes poner la meta hasta donde llegues y luego volver, gracias a ser la misma ruta de ida que de vuelta. Recomendable para todo amante de la naturaleza
tras una subida muy intensa paramos a medio camino para hacer esta foto tan bonita
Ripareta

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta