Tiempo  5 horas 41 minutos

Coordenadas 3073

Fecha de subida 3 de noviembre de 2017

Fecha de realización noviembre 2017

  • Valoración

     
  • Información

     
  • Fácil de seguir

     
  • Entorno

     
-
-
1.541 m
1.095 m
0
4,5
9,0
17,96 km

Vista 294 veces, descargada 15 veces

cerca de Lozoya, Madrid (España)

Lozoya-Roble Moreno-Pinilla del Valle-Lozoya:

Ruta circular, con salida y llegada en el pueblo de Lozoya, atravesando los robledales situados al noroeste de la localidad hasta alcanzar el mirador de Roble Moreno. Luego se desciende hasta Pinilla del Valle, donde se coge la pista que nos lleva de nuevo a Lozoya bordeando la orilla norte del embalse de Pinilla.

Según Wikiloc, la distancia completada es de 17,96 km. Según la app del Instituto Geográfico Nacional (IGN), 16 km. Una advertencia para quienes usen esta última aplicación: aunque en el mapa del organismo oficial no aparece pista alguna en la parte alta del recorrido que transcurre en paralelo al embalse de Pinilla, toda la ruta discurre por pista muy cómoda, menos un tramo de unos 300 metros (en la mencionada zona superior del itinerario), que es camino ancho sin pérdida posible.

Se trata de una ruta fácil, muy bonita y sin apenas dificultad: si acaso, el desnivel del primer tercio de caminata. Se recorren robledales a las faldas del cerro del Palancar, primero, y Peña Hueca y Roble Moreno después, que en época otoñal adquieren una gran belleza (la ruta se hizo el 3 de noviembre de 2017, con avistamiento de un par de venados). Además se disfrutan de unas vistas maravillosas a lo largo de la marcha, tanto del embalse de Pinilla como, especialmente, de la vertiente oeste del valle de Lozoya (Rascafría) y Peñalara.

LOS MIRADORES
Para recrearse en este paisaje, merece la pena detenerse en lo que en el mapa he señalado como Mirador 1 (km 6 aproximadamente de ruta) y Mirador 2 (km 7), ambos ya en el tramo de descenso: el último, el mirador de Roble Moreno, tiene un panel informativo con las cumbres guarramistas que se otean en la distancia (Cuerda Larga a la izquierda; Peñalara y montes Carpetanos, a derecha; especial mención a la cercanía con la que asoma el abrupto circo del Alto del Porriñoso, 2.169 m).

Los primeros 5,25 kilómetros son en continuo, pero asequible, ascenso hasta la cota máxima de la ruta: se parte del pueblo de Lozoya a 1.090 m para alcanzar los 1.541 m en 1.40 horas de marcha (450 m de desnivel). Aunque hay alguna que otra rampa pronunciada, se trata de un perfil sencillo, siempre por pista cómoda. Una vez en la cota máxima, se abandona la pista y se gira a la izquierda para seguir brevemente un camino que nos lleva hasta una cancela, donde nos reencontramos con otra pista.

DE LAS PANORÁMICAS A LA ERMITA
Superada la cancela, se encuentran el Mirador 1 y 2 antes mencionados. Desde ellos se desciende hasta Pinilla (otros 5-6 km con unas panorámicas fabulosas del valle), pasando antes por la ermita de la Concepción, a orilla de la carretera M-604, que atravesaremos para llegar a Pinilla, cuyo ayuntamiento e iglesia vemos por fuera. Desde esta localidad a Lozoya, se llanea por la pista que bordea el embalse, atravesando hermosas dehesas de fresnos desmochados que regalan vistas de los montes Carpetanos a izquierda (cumbres de El Nevero o los Reajos y puerto de Navafría) y de los Altos del Hontanar a derecha (Cachiporrilla, Cerro del Águila y El Espartal).

EL EMBALSE
Por culpa de la sequía, la orilla del embalse se ha adentrado casi 100 metros sobre su nivel normal, lo que permite (tras saltar el murete de piedras que delimita pista y embalse) recorrer el último tramo de la ruta pisando suelo arenoso que en otros momentos está anegado de agua. La retirada de ésta deja al descubierto piedras y bases de troncos con raíces sobre el suelo cuarteado, conformando un paisaje alucinante y hermoso (ver fotos).

Para regresar desde la orilla a la pista Pinilla-Lozoya (el murete es ahora valla metálica), se pueden utilizar los diferentes pasos de valla que hay cada 100-200 metros (yo me precipité sin saber de su existencia y pasé arrastras bajo un tramo de valla que ya estaba levantado). También se puede apurar la orilla casi hasta Lozoya, donde la valla ya no es valla sino talanquera de madera (pasar entre los huecos de los maderos es cosa sencilla), también con pasos de entrada y salida.

2 comentarios

  • Foto de Currinchín

    Currinchín 03-feb-2019

    He realizado esta ruta  ver detalle

    Ayer hice esta ruta y, a pesar de la ventisca y de la nieve que cayó, su dificultad es mínima. Lástima que la visibilidad fuera escasa, pero también puede ser una buena excusa para repetirla en primavera. Gracias por compartirla.

  • Foto de Nacho AA

    Nacho AA 03-feb-2019

    Gracias, Currinchín, por tu comentario y valoración. Como bien dices, una pena lo de la visibilidad, pero probablemente la nieve también le dio un toque especial a la caminata y el entorno.

Si quieres, puedes o esta ruta