Tiempo en movimiento  10 horas 43 minutos

Tiempo  un día 10 horas 22 minutos

Coordenadas 5353

Fecha de subida 19 de julio de 2019

Fecha de realización julio 2019

-
-
2.348 m
1.056 m
0
7,5
15
30,17 km

Vista 24 veces, descargada 2 veces

cerca de Gamonedo, Asturias (España)

Julio 2019. Salimos del lago Ercina dando un bonito paseo hasta el refugio de Vega de Ario, a 1630m de altitud, donde luego haremos noche. Tras soltar lastre de las mochilas nos dirigimos al Jultayu, primero por un terreno llano saltando por la llambria y luego por un sendero fácil de seguir que nos lleva a la cima. En la cima del Jultayu se puede ver una de las vistas más impresionantes que recuerdo, con el río Cares y Caín 1000 metros por debajo de nosotros, dominados por el macizo central de Picos en el que se pueden distinguir el Valdominguero, el Albo, el Neverón del Urriellu, el Tesorero, el Llambrión y, sobre todos ellos, Torrecerredo en el centro. Después de un tentempié nos dirigimos hacia el Cuvicente, pico cercano del que no vimos nada por haberse metido la niebla. Además, cerca de la cima tiene un paso que requiere una pequeña trepada con bastante exposición, no muy apta para gente con vértigo.
Desde el Cuvicente bajamos como pudimos entre prado y llambria hasta encontrar el camino que nos lleva de vuelta al refugio. Cabe destacar la puesta de sol en Vega de Ario, con una vista espectacular del ya citado macizo central.

El segundo día comienza por una divertida caminata por un terreno de llambria en el que hay que tener cuidado de seguir los jitos adecuados, ya que está lleno de ellos y hay que ir buscando el paso más fácil y menos peligroso. Tras pasar bajo la Pica Jorcada, giramos a la izquierda y ascendemos al Pico los Cabrones, con una pequeña trepada, fácil, y un descenso rápido y divertido por el pedrero. Acto seguido procedemos a subir a la Torre de los Traviesos por su cara noreste. Se trata de una ascensión pindia y que precisa echar la mano al suelo, pero no es muy dura y no hay zonas aéreas puesto que se sigue una especie de canal entre rocas que da sensación de protección. Las vistas desde la cumbre son para no perdérselas.

Por una lesión decidimos terminar el día e iniciamos un duro descenso, especialmente para la lesionada, hasta el punto de partida, terminando la ruta en el aparcamiento de Pandecarmen. Por eso los tiempos de bajada no son nada representativos.

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta