Tiempo  4 horas 50 minutos

Coordenadas 1974

Fecha de subida 25 de noviembre de 2017

Fecha de realización noviembre 2017

  • Valoración

     
  • Información

     
  • Fácil de seguir

     
  • Entorno

     
-
-
902 m
592 m
0
2,8
5,6
11,16 km

Vista 552 veces, descargada 21 veces

cerca de Bernia, Valencia (España)

La Sierra de Bernia, barrera natural entre las comarcas de la Marina Alta y la Marina Baja, es uno de los grandes destinos senderistas de la Comunidad Valenciana. Dos senderos: el PR CV 7 que sube desde la Font del Garroferet, en las cercanías de la urbanización Alhama de Altea, y el PR CV 48 que sube desde las Fuentes del Algar, delimitan un trayecto cerrado al que también se puede acceder desde Cases de Bernia, aproximación que hemos escogido.
Para llegar a Cases de Bernia, se accede a la población de Benissa por la AP-7 o la carretera nacional de Calpe a Ondara, y a poco del final de las casas, en dirección a Calpe, encontraremos una salida a la derecha hacia Jalón. Tomando esta salida se encuentra poco después una salida a la izquierda hacia Pinos y Sierra de Bernia, que tomamos y seguimos a lo largo de la Lloma LLarga, para llegar primero a Pinos y después a La Mirándola, desde donde ya vemos Cases de Bernia a poca distancia, a la izquierda, donde se puede aparcar.
Desde aquí ya se ve, muy próxima, la pista bien señalizada que siguen los senderos 7 y 248, a la izquierda en dirección a la Font Cabanes o de Bernia, situada a poco más de 1 km. Aqui sale un sendero, a la derecha, que asciende por la falda de la montaña en dirección al Forat, pasando por varias cuevas y abrigos de piedra, que merece la pena examinar. Muy cerca del Forat, a la izquierda, se puede encontrar un sendero que asciende en dirección a los Arcs y les Penyes del Portixol, con vistas excelentes, pero tal vez con un ascenso complicado para la mayoría de los senderistas sin experiencia en escalada, por lo que no lo hemos abordado en esta ruta.
Pasando el Forat, un túnel de unos 30 metros de longitud con tramos de altura poco superior a 1 metro, por lo que es necesario avanzar reptando o en cuclillas, y cuyo suelo de tierra puede estar embarrado, llegamos a un maravilloso mirador natural sobre la Marina Sur y las sierras costeras. Para los que lleven mochila es conveniente que se la quiten y la arrastren al pasar el túnel; algunas personas se enganchan a las paredes, aumentando las dificultades para avanzar por no haberlo hecho así.
Desde el Forat, el sendero continúa a la derecha, llegando tras un corto trayecto a una desviación bien señalizada hacia la Ermita del Vicari, donde hay petroglifos prehistóricos protegidos por una valla. Tras descender al sendero, seguimos nuevamente por la derecha, a los pies de la impresionante Panxa Blanca, hasta llegar a una pedrera, de gran pendiente y piedra suelta, que permite subir a El Portixol, por donde se accede a la cresta de Bernia. La cresta es un trayecto no recomendable para senderistas sin experiencia en escalada, porque hay varios pasos difíciles, aunque estén protegidos con cuerdas y cadenas. Sin embargo, las vistas del Portixol compensan sobradamente el esfuerzo de la subida y la bajada, por lo que animamos a intentar la visita.
Una vez de vuelta en el sendero seguimos en dirección al Fort de Bernia, encontrando antes, a la izquierda, la bajada del PR 7 hacia la Font de Garroferet. Tras visitar las ruinas del Fort, seguimos hacia el Coll de l'Orenga, con la impresionante imagen del Morro del Aspre y a su derecha el barranco de Bolulla, con la Aixortá, Tárbena y la Sierra del Ferrer en la distancia.
Seguimos por la cara oeste, rodeando la sierra de Bernia, hasta llegar a los pies del Penyot de l'Orenga, donde dejamos mochilas y bastones, para subir por la cresta al Morro del Penyot (donde el suelo de lapiaz ha progresado en su erosión convirtiéndose en un ejemplo de lenar, de profundas grietas, con piedras cortantes y resbaladizas, por lo que debe extremarse la precaución, sobre todo si hace viento, porque cualquier caída puede ser muy peligrosa en esta zona), desde donde hay vistas maravillosas sobre el Paso de los Bandoleros y todo el territorio vecino. Tras volver al sendero ya solo queda un corto recorrido para alcanzar nuevamente Cases de Bernia, recoger el coche y buscar un sitio adecuado para comer.
Aunque el senderista que prefiera un recorrido tranquilo debe evitar subir al Portixol y al Penyot de l'Orenga, creemos que las vistas compensan el esfuerzo; el resto de la ruta tiene un nivel sólo moderado de exigencia, pero obviamente no es una ruta aconsejable para niños o personas con dificultad de movimiento. La subida a los Arcs y el trayecto por la cresta no deberían ser intentados por personas sin experiencia suficiente, con medios adecuados (fundamentalmente cuerdas) para superar desniveles problemáticos, y buena forma física. Fuera de esas opiniones, esta es una de las más bellas y gratificantes excursiones senderistas en la Comunidad Valenciana. Nadie debería perdérsela, si puede hacerla.
foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

foto

Foto

Waypoint

Foto

Waypoint

Foto

Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto
Waypoint

Foto

Foto

3 comentarios

  • javeadeverano 11-nov-2018

    He realizado esta ruta  ver detalle

    Excepcional ruta.

  • luis.perecruz 16-nov-2018

    He realizado esta ruta  ver detalle

    Gran ruta!

  • juane.leven 23-abr-2019

    He realizado esta ruta  ver detalle

    Una gran ruta, de dificultad moderada, aunque debe tenerse cuidado especial en las pedreras.

Si quieres, puedes o esta ruta