-
-
1.167 m
122 m
0
5,2
10
20,82 km

Vista 3157 veces, descargada 172 veces

cerca de Goroeta, País Vasco (España)

La majada de Degurixa, uno de los rincones más bellos de Euskal Herria, es el epicentro de la ruta que realizamos en esta ocasión. Tomando como campamento base el embalse de Urkulu, realizaremos una circular de 21km y 1200 metros de desnivel positivo; visitando perfectos miradores como lo son Kurutzebarri, Bizkarlatza o Andarto por ejemplo.

Desde Aretxabaleta, accedemos al embalse de Urkulu; encontrando una buena zona de aparcamiento en el punto que se unen las carreteras GI-3131 y GI-4131. Junto a una fuente nace el camino que debemos seguir, hacia la norte del Kurutzebarri. Pronto cruzaremos una langa para atravesar un prado y al final de este, dejar a nuestra izquierda un antiguo caserío. A partir de aquí un empinadísimo sendero ataja por el pinar de frente, evitando varios zig-zags. Al llegar a la fuente de Altziniturri, se sigue el camino a la izquierda y al llegar a una borda, continuamos a la derecha.

Por este bello sendero remontamos hasta salir a campo abierto en la cuerda nororiental del Kurutzebarri. Superamos este tramo de amplias panorámicas (SW) en busca de la cruz de nuestra primera cima. Tras pasar junto a un altar, atravesamos el karst hasta la cima de Kurutzebarri (1112m.); la cima más conocida de la sierra de Zaraia. En el buzón se puede leer un sentido adiós a Felix Iñurrategi y en el centro de la cruz vemos como cuelga curiosamente el portabrocas de un taladro.

Buscamos el mejor paso hacia el Sur para atacar a la cúspide de la sierra de Zaraia. Destrepamos por la roca y avanzamos por un prado que nos vuelve a meter en el karst justo antes de coronar la cima de Elorreta (1141m.). Desde el buzón, bajamos guiados por algún hito (SE) hacia el pequeño alto de Apotza (1071m.). Seguimos descendiendo hasta el collado homónimo (también conocido como Kargaleku) y continuamos de frente (SW) para ascender directamente por el hayedo a la cima de Aranguren (1149m.). En esta cima de bonitas vistas, tuvimos una interesante conversación con un veterano, sobre el creciente uso de zapatillas en el monte; la agradable compañía hizo que nos olvidaramos del tiempo...

Pero en algún momento hay que seguir; unos 80 metros al sur-sureste se encuentra el buzón del Aranguren Sur (1136m.), al que no dudamos en acercarnos tampoco. Desde esta cima la aproximación al Aranguren Txiki, que se encuentra medio kilómetro al Sureste; se divisa complicada. Pero para solventar el caótico karst y bosque cerrado, fuimos descendiendo por el lado derecho de la cuerda que los une, hasta llegar al collado donde unas marcas de pintura indican ya la subida a la cima de Aranguren Txiki (1106m.). Lo cierto es que merece la pena bajar hasta esta cima, ya que se trata de un buen balcón sobre la depresión de Degurixa.

Nuestro siguiente paso es ascender al Arlutz, para lo que debemos volver al collado y pasando junto a una cueva que hace de acceso a una sima, continuar hacia el suroeste-oeste saliendo a un prado. Aquí empieza la fuerte pendiente que remontamos en busca de la mayor cota; de esta forma alcanzamos primero el Arlutz Oriental (1126m.) e inmediatamente después el Arlutz (1129m.). Otro perfecto mirador sobre el poljé de Degurixa, que lo cierra por el Oeste.

Muy cercano, hacia occidente, se encuentra el pequeño promontorio de Erlaitz. Aunque no tiene gran interés, su cercanía nos obliga a hacer cumbre. Bajamos a la depresión que nos separa de la cima y nos abrimos paso entre el karst hasta alcanzar el buzón (Erlaitz 1108m.). Regresamos después al camino que atraviesa por medio de las dos últimas cimas, y lo seguimos hacia el Sur. Pasando primero junto al túmulo de Deguria II y luego el de Deguria I, ascendemos hacia la aplanada loma del Bizkarlatza (1095m.); donde nos espera su buzón, vigía de los molinos de Elgea.

Regresamos sobre nuestros pasos a continuación, hasta encontrar un camino a nuestra derecha que desciende hacia Degurixa. Nos quedamos impresionados al llegar a la entrada del encajonado valle; un verde manto cubre la base rodeada de montañas de caótico karst. Atravesamos el poljé de Oeste a Este hasta llegar a la bifurcación que hay justo bajo el Maruatx. Aquí giramos a la derecha y buscamos el mejor acceso hacia la cima, llegando a la entrada de una cueva en la cara Norte de la montaña. Atravesamos la cueva saliendo por la otra boca y completamos los últimos metros hasta la cima de Maruatx (1019m.); este si que es realmente el “faro” de Degurixa, una visita que no nos debemos perder.

Descendemos por la cresta (S), hasta que encontramos una bajada factible a nuestra izquierda, para atravesar un campo de helechos (E) y comenzar el último ascenso de la jornada hacia el Andarto. Esta subida aunque breve, es dura; de las que no dan descanso. Los hitos nos guían hasta el buzón (Andarto, 1074m.), desde donde una vez más disfrutamos de las vistas sobre Degurixa y también del embalse de Urkulu.

Bajamos de la montaña al valle de nuevo, y caminamos hacia la majada pastoril (NW) para alcanzar el camino que asciende a Kontrastako Lepoa, a nuestra derecha. Este es el paso que utilizaremos para regresar a nuestro punto de partida. Un bonito PR nos guiará durante la bajada, alternando la pista con antiguos caminos, hasta alcanzar el arroyo de Arbe. Pasaremos junto a una cascada ahora seca, en la que hay una fuente; y un poco más adelante, el PR abandona definitivamente la pista, para continuar junto al cauce del arroyo. Este solitario sendero, nos deja entrever los caprichos del agua a su paso por el fondo del barranco; y enlaza con la pista casi en el mismo comienzo del embalse de Urkulu. Después, solamente tendremos que seguir el bidegorri que rodea el pantano (NW), para cruzar Goroeta y terminar llegando a nuestro punto de partida.

Ver más external

1 comentario

  • Foto de IñakiE

    IñakiE 02-abr-2018

    He realizado esta ruta  ver detalle

    Hoy hemos hecho una ruta similar, con algunos cambios. ¡Espectacular!

Si quieres, puedes o esta ruta