Dificultad técnica   Moderado

Tiempo  4 horas 33 minutos

Coordenadas 1659

Fecha de subida 9 de octubre de 2016

Fecha de realización octubre 2016

  • Valoración

     
  • Información

     
  • Fácil de seguir

     
  • Entorno

     
-
-
4.418 f
3.615 f
0
2,1
4,3
8,51 mi

Vista 1336 veces, descargada 74 veces

cerca de San Ildefonso, Castilla y León (España)

DESDE: Real Sitio de La Granja de San Ildefonso - Segovia.
ZONA: Montes de Valsaín, Valle de Valsaín, Sierra de Guadarrama – Sistema Central.
RESUMEN: Dificultad: Fácil Desn.Acum: 250 m Long: 13 km T: 4 h
MATERIAL: Senderismo – Necesitaréis usar 2 coches.
INFO: el Camino de las Pesquerias reales es apto para todos los públicos esta como moderada solo y exclusivamente por la distancia.


                                        Mas detalles, fotos y narración desde el blog:
                                                  Senda de las Pesquerías Reales                             


RECORRIDO: 09/10/2016

Senda de las Pesquerías Reales, arrancando desde el Puente Nuevo de Segovia sobre el Embalse del Pontón Alto, cogemos dirección Sur el Camino de las Pesquerías Reales, mirando al Embalse del Pontón Alto descubrimos que no se encuentra en sus mejores momentos, estamos en octubre y el agua todavía no se ha dejado ver por la sierra segoviana, seguimos por el sendero bien definido entre un denso robledal y en cuanto dejamos atrás la zona previa al embalse comienza a dejarse ver los primeros alisamientos de terreno todavía en tierra, hasta alcanzar el Puente de las Pasaderas, con grandes rocas graníticas alisadas en su superficie al aire que permite vadear este tramo del río Eresma, unos metros más adelante aparece ya un puente más moderno con sus pasamanos en madera y de buena construcción que suponemos que por su proximidad le han hecho llamar igual que el auténtico también de las Pasaderas, no me extrañaría que con crecida del río cueste pasar el verdadero, pero que sepamos que este último es actual y el de la época de Carlos III es el anterior.

A partir de aquí, comenzamos a ver los pequeños muros de granito por la orilla izquierda del Eresma, pequeñas escalinatas que te dejan a pie del río, para que la nobleza no tenga que salvar el arduo desnivel de 1 metro, balcones de varios metros de ancho lisos para la pose de la buena práctica de la pesca, y hasta muescas sobre rocas lisas para que no pueda existir un resbalón por error, estamos pasando por la zona más intacta y menos transitada del recorrido, digna de analizar y recrearse en ella, llegamos a la Central Hidroeléctrica o Fabrica de luz encargada de la transformación de la energía hidráulica en energía eléctrica, en la Presa del Salto del Olvido, en medio de ambas construcciones nos encontraremos el Puente del Anzolero, siguiendo nuestra Senda de las Pesquerías Reales, alcanzamos la Presa del Salto del Olvido.

Unos metros más arriba un pequeño sendero que sale a izquierdas y que las jaras se empeñan en querer cerrar, pero los transeúntes no las dejan, dejándonos en el Puente de Valsaín, desde donde tenemos una bonita estampa de la población y sobre ella destacando las ruinas del Palacio de Valsaín o Casa Real del Bosque (en otra época), Puente de Valsaín, lo atravesamos y unas escaleras metálicas nos da acceso a la Pradera del Navalhorno, hasta el Puente de los Canales.

Transitando por una ancha senda entre robles que nos llevará hasta una de las represas de la época de Carlos III, y una fuente que en ninguna época del año deja de ofrecer agua la tenemos al lado, el cañito de San Pedro, unos metros más adelante nos encontramos con el Puente de los Canales, un arco amplio central por que atraviesa el Eresma en su vertiente norte se puede apreciar en una roca central el escudo real, y veintisiete magníficos pilares soportando una canaleta por la que transcurre el agua, que se coge del Arroyo de Peñalara y que por uno de sus extremos atraviesa un ancho muro hacia la pradera de Valsaín por las que asciende por un caz hacia la parte alta para luego bajar a Valsaín.

Cruzamos primero por el Puente de Peñalara, para a continuación por el puente de madera moderno habilitado a la orilla izquierda del río y de nuevo en la Senda de las Pesquerías Reales, los pinares de Valsaín ya van reclamando su territorio, y algunos alisos dejan sus ramas colgando para que los que transitamos por allí sepamos que existen, comenzamos el tramo del río Eresma donde más deja notar, tramos anchos de aguas mansas con tramos estrechos enrocándose en pequeños saltos y formaciones curiosas rocosas, de aquí por la Vuelta de los Perales hasta enfrentarnos al área recreativa de los Asientos, que ya adaptó en su época Carlos III, dispone de unas 150 plazas de coche además de un amplio terreno para hacer unas buenas meriendas en familia a orillas del río Eresma.

El próximo 1.5 km sin sobresaltos ni ningún punto concreto a destacar, más que la propia senda entre espesa vegetación, disfrutando a orillas del río del suave ruido del tránsito de sus aguas y algún piar de los pajarillos, ya vemos el Puente de Navalacarreta también de la época, con tres ojos de diferentes tamaños, rellenado con un refuerzo dejando un ojo de pequeño tamaño para personas.

Continuamos a la vereda del río y se va estrechando señal que pronto estaremos en la Boca del Asno, aunque previamente todavía veremos una curiosidad más de este recorrido la llamada Peña la Barca por su forma y porque en su parte alta alisada por tantos y tantos que la habrán hollado en un extremo todavía se conserva el labrado el escudo real, seguimos y llegamos a la cara norte de la Boca del Asno, precisamente debido a esta zona estrecha de grandes rocas graníticas entrecruzándose es a la que dicen que se debió su nombre, pudiéndose haber llamado de cualquier otra manera.

Subimos por escaleras modernas sobre el desfiladero norte, continuamos unos metros y bajamos al Puente de la Boca del Asno, moderno sobre pilares en los extremos y una segura pasarela de madera que los une, en la orilla derecha del río aunque seguro que Carlos III también hacia sus paraditas, pero realmente cuando se habilito para el ocio esta zona fue con la inauguración en 2004 del área recreativa de la Boca del Asno.

Continuamos por el camino de las Pesquerías Reales, río arriba combinando tramos rectos largos donde el río se explaya con estrechamientos donde los bolos graníticos quieren invadir el discurrir del agua, estampa de ensueño entre inmensos pinares, llegamos a lo que era el Puente de los Vadillos, y digo bien con que era, pues ahora solo los pilares al descubierto es lo que queda, la pasarela de madera ha desaparecido, el año pasado existía, que fue de ella ? Ni idea, por más información que busco no encuentro que sucedió, bien pues unas fotos del desaguisado y continuamos a la zona del mismo nombre Los Vadillos, punto donde se une el Arroyo del Puerto del Paular y el Arroyo Minguete al río Eresma, aquí encontramos dos pequeños puentes de madera modernos para el cruce de ambos arroyos que se abre en Y, nosotros continuaremos por el del Miguete, que según los entendidos es por donde se adentraba Carlos III, para unos metros más arriba usar para el baño un par de pozas bien protegidas y con una profundidad perfecta para esta práctica, se conoce con Baños de Venus, justo encima entre rocas y con escalinatas por ambos lados una fuente, que si ahora lleva agua, significa que lo lleva todo el año.

Continuamos nuestro trazado entre el espeso pinar y el inmenso manto verde que todavía mantienen los infinitos helechos del lugar, hasta llegar a una gran losa de granito que hace las veces de puente sobre el arroyo Minguete, seguimos ensimismados con el paisaje como si de un bosque encantado se tratara, hasta alcanzar el último puente moderno de madera que cruzaremos sobre el mismo río, que dicha senda nos colocará en el asfalto de la GR-10.1, retrocederemos unos metros atrás, para ver el último punto del recorrido de las Pesquerías Reales que se cree hasta el que llegaba Carlos III, el puente del Telégrafo, punto donde se une el arroyo del mismo nombre con el arroyo del Minguete.

De aquí un paseo militar hasta el Puente de la Cantina donde dejamos uno de los coches, puente de un solo arco de medio punto, rehabilitado posteriormente manteniendo su original estructura, fue construido también por orden de Carlos III en 1778 y aunque no tiene nada que ver con la Senda de las Pesquerías Reales, si con su autor. Finalizamos fotografiándonos delante de la conocida Fuente de la Canaleja, en otra época Fuente del Peñón, pues la verdadera fuente de la Canaleja se encuentra más arriba entre la arbolada, desviando sus aguas hacia esta, mucho más monumental y atractiva para el visitante.

4 comentarios

  • Foto de chasquera

    chasquera 12-oct-2016

    Impresionante ruta y magistral lección de historia que nos das Antonio.Sorprende pensar lo que costaría hacer este trazado tanto en personal como material.
    Un saludo y nos vemos.

    Ha realizado esta ruta ver detalle

  • Foto de Carol G.

    Carol G. 13-oct-2016

    Preciosa ruta :)

  • Foto de LosK2delasKumbres

    LosK2delasKumbres 14-oct-2016

    Hola Javier,
    gracias por lo de "magistral", pero ya sabes que yo no sé tanto, es info repartida por internet, eso si.. hay que currarselo, no sale tan fácil toda la info, y hay que cazar de muchos sitios para hilar fino y no meter la pata.. y aun así algunas veces la info no es totalmente fiable.

    Un Abrazo, a ver si nos vemos el domingo

  • Foto de LosK2delasKumbres

    LosK2delasKumbres 14-oct-2016

    Hola Carol,
    Gracias por tu comentario y valoración, se que estas te gustan.. y fijate hasta casi esperaba tu comentario y no me ha fallado la intuición.

    Un abrazo.

Añade un comentario (como catxito)  o Haz tu propia valoración