• Foto de Benissoda-Cova Alta - Creu y v.g. 15/1/17
  • Foto de Benissoda-Cova Alta - Creu y v.g. 15/1/17
  • Foto de Benissoda-Cova Alta - Creu y v.g. 15/1/17

Dificultad técnica   Moderado

Tiempo  5 horas 2 minutos

Coordenadas 1432

Fecha de subida 21 de enero de 2017

Fecha de realización enero 2017

-
-
882 m
263 m
0
3,7
7,4
14,76 km

Vista 93 veces, descargada 0 veces

cerca de Benissoda, Valencia (España)

Como llegar:
Saldremos de Algemesí por la CV-42 con dirección a Alzira, para desde allí dirigirnos hacia Benimuslem por la CV-550 y desde alli con dirección a Alberique conectaremos con a la A-7, Autovía del Mediterráneo con dirección a Albacete. Tomaremos el desvío en la salida de Cerdá, nº 260, por la CV-40, Carretera de Xativa-Alcoy, pasaremos por el túnel de la Olleria, y dejaremos a nuestra derecha la población de Aielo de Malferit. Seguiremos por la CV-40 y al dejar atrás Agullent tomaremos la salida nº 22 dirección Benissoda/Albaida Oest, continuando por la CV-666, carretera que nos llevará a la población de Benissoda. En la Creueta, cruz de diseño que no tiene nada que ver con una cruz, junto a la rotonda de entrada al pueblo de Benissoda, veremos una fuente y por su izquierda entraremos por la la calle Creueta, para enseguida continuar por nuestra izquierda por la Avda Valencia hasta el cruce al final de la calle, en donde aparcaremos nuestro coche cerca de Lavadero, para dar comienzo a nuestra ruta de hoy.
Descripción de la ruta:
Esta semana la ruta discurre por las cercanías de Benissoda.
Comenzaremos a caminar pasando por el antiguo lavadero y siguiendo el Vía Crucis, pasaremos por debajo la autovía CV-40, llegamos a la entrada del cementerio. Dejamos este a nuestra derecha continuando por un camino asfaltado y a nuestra izquierda un deposito de agua junto a un campo de olivos. Enseguida veremos que cruza la carretera una canalización de agua, llegamos a un punto común de la ruta. En este punto vemos que se nos une una senda a nuestra derecha que viene paralela junto a unos pinos, por ella vendremos de vuelta para terminar nuestro recorrido por el mismo trazado por el que hemos venido.
Seguiremos por este camino asfaltado, después de pasar un par de curvas, un campo de almendros llegaremos a un cruce en donde seguiremos por nuestra derecha, dejamos enseguida a los 50 metros, este camino asfaltado para continuar por nuestra derecha por un camino de tierra en ligero ascenso y que nos conducirá a un nuevo camino asfaltado en donde continuaremos por la derecha. Se acaba el asfalto y pasamos junto a un transformador, construcción pintada de blanco, situada junto a una pequeña cantera, continuando por senda junto a un pequeño barranco situado a nuestra derecha. Este nuevo trazado más agradable, nos conecta en 600 metros después con otra vía asfaltada que cruza por medio de una urbanización. Cruzamos la carretera para seguir de frente, junto a un poste de hormigón de luz, situado a nuestra derecha, y con unas señales de pintura roja en el mismo, continuamos en suave subida por un camino en principio asfaltado pero pronto pasa a ser de tierra. Ascendemos y en 150 metros salimos a una pista que seguimos a la izquierda. Estamos sobre el Camino Viejo de Ontinyent, pero lo dejaremos unos 450 metros después, ascendiendo por la derecha en una bifurcación de pistas, siguiendo las señales de PR que comenzaremos a ver.
El amplio camino toma algo de fuerza al principio para moderarse posteriormente y recorrer en sentido Este, la falda de esta vertiente poblada de sotobosque mediterráneo. Podemos ver algunos bonitos roquedos en la parte alta de las montañas, junto a los restos del Castell Vell d'Albaida, que ya visitamos en otra ocasión pasada, y comenzamos también a divisar parte de la extensa Vall d’Albaida siempre a nuestra izquierda. Desde la última bifurcación, hemos recorrido algo más de 2 kilómetros para encontrarnos un poste de señalización de los senderos de pequeño recorrido, PR-CV 103 y PR-CV 121, con paletas de dirección.
Seguimos a la derecha claramente en dirección a la Cova Alta, que nos lo indica la paleta y además la podemos ver muy cerca de la cima de la montaña, justo debajo de una cruz. Poco después en una curva encontraremos una senda a nuestra derecha con un poste que nos indica la dirección a la Cova Alta, así que abandonamos el camino por esta senda. Sin dejar de subir en largas lazadas y siguiendo fielmente las indicaciones del PR, llegaremos hasta esta curiosidad natural y que en su interior alberga una pequeña fuente. Desde allí arriba vamos a disfrutar de estupendas vistas. Justo por debajo de la cueva hemos pasado con anterioridad un cruce señalizado, al que debemos volver. Desde allí ahora seguimos la señalización que nos dirige por el PR-CV 103 hacia la Creu de la Cova Alta.
El magnífico sendero aéreo recorre esta parte alta entre vegetación arbustiva y rocas, disfrutando a la vez de vertiginosas panorámicas. Poco después, nos encontramos con dos alternativas posibles, la primera y menos comprometida es la de seguir la señalización del PR que continua para dar la vuelta a una formación rocosa y volver a subir hasta la cruz situada en la cima.
La segunda opción, es la de dejar temporalmente el trazado de este PR y ascender por el sendero que se enfila hacia una estrecha canal donde deberemos encaramarnos a un escalón rocoso de unos 4 ó 5 metros de altura y superarlo con la ayuda y habilidad de nuestras manos.
Una trepada que se deberá tener en cuenta para personas no habituadas a este tipo de pasos, además de la recomendación de evitarse con lluvia. Una vez superado el paso, seguiremos ascendiendo por el sendero que se une poco más arriba con el PR que habíamos dejado anteriormente. En esta ocasión seguiremos la primera opción, por lo que seguiremos la señalización del PR, que no esta exenta de alguna dificultad mínima, y llegaremos un pequeño llano en donde continuamos por nuestra izquierda con dirección a la cima donde encontraremos la gran cruz, pero a nuestra derecha veremos una senda en donde hay una señal de PR de caminos equivocado, un aspa blanca y amarilla. Esta senda debemos fijarnos pues será la que seguiremos a nuestro regreso.
Llegaremos a la Cruz de la Cova Alta y veremos muy cerca de allí y superando ligeramente nuestra altura, el pilón de hormigón del vértice geodésico, al que nos acercaremos. Desde allí podemos ver otras panorámicas además de los restos casi desaparecidos de un poblado íbero. Debemos volver de nuevo hasta la cruz para seguir descendiendo por la misma y última parte del trazado por el que hemos subido hasta la cruz.
Continuaremos por la misma senda de subida hasta ver un poste bajo de madera con pintura de PR. Aquí antes comenzar a bajar la parte mas dificultosa seguiremos claramente por la senda que hemos comentado anteriormente y que recorre todo el cordal en sentido Oeste, para salir más adelante a una pista. Seguimos por nuestra derecha en esta pista para pasar por el Collado de Santa Ana de 724 metros de altura, señalizado con un poste de madera. Sin dejar esta vía, llegamos a un amplio cruce donde se sitúa otro poste con señalización de PR, en este caso se trata de los PR-CV 134 y PR-CV 134.1. Decidimos tomar un sendero que encontramos a la derecha, siguiendo las indicaciones del PR-CV 134.1 que nos dirige hacia la Font del Patge. Poco después buscamos un lugar al solecito y al reseso del viento para dedicarnos a la dura tarea del almuerzo. Una vez terminado con el el almuerzo continuamos descendiendo por la Senda dels Enginiers. Llegaremos a un primer cruce en donde continuaremos por nuestra izquierda. Sin dejar las marcas blanco-amarillo y descendiendo en lazadas, llegaremos al cruce con una pista en donde continuaremos ahora por nuestra derecha, siguiendo las indicaciones del porte del PR que veremos en el cruce, para encontrarnos más tarde con la Font del Patje situada en la misma pista. Justo antes de llegar a la fuente, en un tramo que esta cementado, hemos dejado una senda sin señalizar a nuestra izquierda, deberemos volver para descender por ella.
En unos 400 metros salimos a una pista asfaltada que seguimos a la derecha y junto al un primer poste de cemento de la luz que veremos a nuestra izquierda, tomamos el camino del centro que pasa junto al poste eléctrico, abandonando el camino asfaltado. Pronto se ensancha el camino y pasamos junto a algunas construcciones, momento en el que llegamos a un camino asfaltado, seguimos por la izquierda. En 80 metros, y justo al final del chalet de nuestra izquierda que tiene un muro hecho con botellas de vidrio, debemos estar atentos a un sendero que tomamos a la derecha. Seguiremos este sendero y que enlaza más tarde con otra vía asfaltada que nos dirige por nuestra izquierda hasta las Cuevas de la Arena, donde se encuentra también otra de las fuentes del recorrido, la Fuente de la Arena.
En la fuente dejamos el asfalto por una senda junto a la fuente a nuestra derecha. Vamos ahora a descender suavemente hacia un pequeño barranco del que captan agua para la población de Benissoda. Cruzaremos el pequeño barranco por unas traviesas de madera. Caminamos ahora junto a la canalización a modo de acequia, para salir finalmente al primer punto común de la ruta junto al deposito de agua, continuamos por nuestra izquierda pasando de nuevo por delante del cementerio. Desde allí solo queda seguir el mismo camino de la ida hasta llegar a Benissoda, y al punto en donde esta mañana aparcamos nuestro coche, para dar por finalizada esta ruta de hoy.
Gracias por la ayuda en la descripción de la ruta a www.casiaventurilla.com
Hasta pronto.

Ver más external

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta