Dificultad técnica   Moderado

Tiempo  4 horas 12 minutos

Coordenadas 2154

Fecha de subida 5 de marzo de 2017

Fecha de realización marzo 2017

-
-
1.081 m
483 m
0
12
23
46,36 km

Vista 70 veces, descargada 2 veces

cerca de La Estación, Navarra (España)

Salida desde la plaza Zumalakarregi. Se sube el puerto de Urbasa por la zona de Altsasu. Una vez alcanzado el alto se cogió el camino de Otxaportillo para llevarlo hasta el Km. 6 raso de Eskiza, un camino a la izquierda para adentrarnos en un precioso hayedo. El camino nos va subiendo y en unos kilómetros alcanzamos una zona donde parece que hay montones de piedras amontonadas, en este punto se encuentra la cueva de Lubierri. Hay que estar muy atento, ya que el camino pasa por encima de ella, se aconseja bajar por el lado izquierdo y encontraremos una gran entrada, unos 10 metros de ancho y 4 de alto, una vez en su interior, una gran cavidad, nos podemos imaginar cómo sería utilizada por los habitantes prehistóricas o como serviría de borda para refugiar al ganado del temporal o de la noche, la salida la realizamos por el lado opuesto, para ello hay que andar alrededor de 100 metros. Una preciosa salida de 2 metros por 1,5, nos sacara al exterior, donde un hayedo nos recibe con una imagen de postal. Seguimos camino y a unos 2 kilómetros una sima llama nuestra atención, está protegida por un muro, la sima llamada de Bixenteliyesota. Se sigue camino y en poco más de 1 kilometro, hay que estar muy atentos ya que el camino a coger esta poco marcado, un descenso pedregoso nos sitúa en 500 metros al lado de lo que fue un refugio de pastores y ganado. Esta zona se ha denominado las antiguas bordas de Iratza, pero esto tiene un significado, el nombre se le da por encontrarse el término de Iratza cerca del lugar, en realidad el término más cercano a las mismas se denomina Arbizuko Sareak. Los ancianos de Arbizu, cuentan cómo estas viejas bordas eran el lugar de pasto desde la primavera hasta el final del otoño, y que tienen más de 100 años, ellos las llaman las viejas bordas de Arbizu. El lugar es de ver, una preciosa vaguada, donde se centraban gran cantidad de bordas, estas, realizadas con piedras sin ningún tipo de sujeción, más que la propia piedra, el techo cerrado con piedra, y sobre él, cubierto de tierra donde crecía la hierba. Hoy en día hay una borda que mantiene esta estructura. Al lado de ella un pequeño cerco, rodeado de piedra, nos indica que la cantidad de ganado que se guardaba (en especial oveja latxa) eran, pequeños, alrededor de 20 o 30 cabezas de ganado. Se sale a buscar el cruce por donde se entró y la pista dibuja un descenso el cual hacemos velozmente, al comenzar la subida, unos indicadores a la derecha, nos introducen en raso donde encontramos otra sima protegida, la sima de Tximua, al regresar al camino anterior, vemos como los costados del camino, forman una pared, que sostiene el camino, este paso es un trozo de una antigua calzada. Se sigue hasta el cruce de Arangarte donde se cruzaba otra calzada, esta está también definida en su costado. Una pista más asentada nos dirige hasta el raso de Mendizelai. La pista se hace rápida hasta salir al término de Tximista, donde nos espera el asfalto que nos conducirá a la carretera de Urbasa para bajar de nuevo el puerto y dar por terminada la ruta.

Comentarios

    Si quieres, puedes o esta ruta