Dificultad técnica   Moderado

Tiempo  4 horas 44 minutos

Coordenadas 2503

Fecha de subida 11 de junio de 2017

Fecha de realización junio 2017

  • Valoración

     
  • Información

     
  • Fácil de seguir

     
  • Entorno

     
-
-
1.272 m
962 m
0
3,6
7,1
14,26 km

Vista 394 veces, descargada 2 veces

cerca de Alcaraz, Castilla-La Mancha (España)

Esta ruta comienza a unos 3 kilómetros al sudeste de la población de Alcaraz, junto a la carretera provincial AB-5029 que se dirige hacia el paraje de los Batanes y La Mesta, y donde esta hace una gran curva y cruza el río de Alcaraz. Allí mismo se encuentra una gran explanada donde se puede estacionar el coche para comenzar el paseo.

En la explanada veremos el cartel de "Microrreserva la Molata y los Batanes", y es que nos vamos adentrar en un espacio de singulares características vegetales y geológicas que solamente llegaremos a contemplar en toda su magnitud si lo visitamos en persona. Este inicio se encuentra junto a la confluencia de los ríos de la Mesta y el Escorial, lugar a partir del cual continua el río de Alcaraz.

Comenzamos a caminar hacia el sur por el camino y a los pocos metros cruzaremos el río de la Mesta por un puente junto al cual se encuentra un acueducto rebosando de la acequia de riego. Y tras unas curvas nos ubicaremos junto a la margen derecha (en el sentido de las aguas) del río del Escorial.

El paraje de los Batanes recibe este nombre por la cantidad de batanes y molinos harineros que funcionaron aquí con el aprovechamiento de la fuerza generada por el agua del río. También se encuentra una pequeña central hidroeléctrica, por la que pasamos al poco de comenzar la caminata, que se alimentaba de las aguas conducidas desde el embalse que más adelante visitaremos.

Junto al camino, con más vegetación de la que pensábamos en un principio, se encuentran algunos campos de nogueras. Y junto a la pared caliza de la montaña el pequeño canal o acequia que conduce aún el agua desde la presa del río del Escorial. El embalse se encuentra lleno y las aguas son transparentes, lo que le da un toque especial a la ruta. En este lugar se encuentra una de las bifurcaciones de la ruta. Continuaremos recto por el camino junto al río por el que hemos visto, desde el comienzo, algunas marcas de sendero de gran recorrido (blancas y rojas). Se trata del GR-66 Sendero de los Serranos, que nos acompaña hasta que nos desviamos por el PR-A 22 Paterna del Madera a Vianos para subir al alto de Mataoveja por sendero junto a un pequeño barranco.

Alcanzamos una pista por la que continuamos ahora ya dirección norte. Veremos la masa forestal de pinos y carrascas, y como algunos pinos nos llaman la atención porque destacan enormemente sobre el resto. El caminar por la pista se hace más o menos rápido, con el objetivo también de llegar a un nuevo cruce de caminos, el que baja al embalse del río o continua recto. En este cruce seguimos recto hacia el paraje del Santo para visitar las ruinas de un antiguo monasterio que nos llaman la atención tanto por los restos que allí quedan como por su abandono.

Después de la visita regresamos nuevamente al cruce y descendemos hacia el embalse. Desde aquí hasta el coche seguimos por el mismo camino por el que vinimos, pero la ruta no la terminamos en el coche. Nos dejamos uno de los mejores atractivos para el final: el Salto del Caballo o Cascada de los Batanes. Se encuentra muy cerca de los coches, cruzando la carretera y siguiendo una pequeña senda junto al río de Alcaraz. Pronto veremos este fantástico salto de agua escondido entre la maleza del río.

1 comentario

  • Foto de 50KM

    50KM 15-jun-2017

    Buen paseo con las Ruinas del Santo donde hace unos cuantos siglos se celebraban festejos taurinos. Muy bueno y bien aprovechada la caminata

Si quieres, puedes o esta ruta